La Batalla de Flores echa a andar

Participantes en la Batalla de Flores del año pasado. / MANUEL MOLINES
Participantes en la Batalla de Flores del año pasado. / MANUEL MOLINES

El Ayuntamiento sortea los palcos entre 10.855 participantes de 48 países | Los premiados tendrán hasta el próximo sábado para adquirir su entrada y las que queden vacantes pasarán a la lista de reserva

PAULA NIETOVALENCIA.

Después de algunos problemas técnicos con la página web, ayer por la mañana se realizó el sorteo ante notario para conseguir uno de los palcos disponibles desde los que poder disfrutar de la Batalla de Flores. Esta tradicional fiesta valenciana, como afirmó el concejal Pere Fuset en rueda de prensa, tiene «una demanda muy superior a la oferta». Han sido 365 los palcos sorteados entre las 10.855 personas interesadas de 48 países distintos.

Este es el segundo año que se realiza la distribución de los palcos disponibles por sorteo, ya que en el pasado la gran demanda online colapsaba la página web. Desde las 18 horas de la tarde de ayer, los premiados pudieron adquirir los palcos que, como el año anterior, tendrán una capacidad de ocho personas cada uno en comparación con las seis que cabían antiguamente. Los premiados tienen hasta mañana a las 14 horas del mediodía para ejercer su derecho de compra. A partir de entonces, aquellos que renuncien a su correspondiente adquisición cederán indirectamente su puesto a quienes se encuentran en lista de reserva. Por otro lado, según anunció el regidor de Cultura Festiva, la venta en taquilla de Viveros se realizará este sábado a partir de las 10 de la mañana.

Ana Horcajada, vecina de Valencia y fallera mayor de Periodista Gil Sumbiela-Azucena en 2018, ha sido una de las afortunadas. Ana se registró el primer día en el sorteo por si salía alguna preseleccionada de su falla. Desde 2012 no ha fallado a este colorido espectáculo, uno de los más atractivos de la Gran Fira de Juliol. Cuando todavía no estaba vigente el actual método para conseguir una de las localidades, Ana hacía largas colas en la taquilla de Viveros. La implantación del sorteo del año pasado le trajo suerte, ya que consiguió un palco en la reserva. Ayer por la mañana recibió dos notificaciones vía correo electrónico que le informaban que había obtenido dos palcos, uno suyo y otro de su hermana. Como posee 16 asientos, Ana asegura que le dará un palco a la familia de la fallera mayor infantil de su falla, que ha sido preseleccionada. El otro lo compartirá con sus compañeras que fueron fallera mayor en 2018 y con la que ocupa actualmente este cargo en su falla.

La demanda de localidades para la tradicional fiesta del domingo es «muy superior a la oferta»La taquilla de Viveros recibirá el fin de semana a aquellos que no han tenido la suerte de ser agraciados

Raquel Sahuquillo no tuvo suerte en el sorteo del año pasado. Este año decidió que tenía que conseguir un palco sí o sí, por lo que inscribió a toda su familia y a sus amigas en la página web disponible para la ocasión. Ayer le enviaron un código y un enlace donde podía efectuar la compra de su palco. El próximo sábado podrá disfrutar de una vista privilegiada desde donde ver a su hermana pequeña, que este año es corte saliente. Raquel ha tenido suerte porque asegura que le es imposible ir a la taquilla de Viveros para conseguir un palco. Con el trabajo no tiene tiempo para estar allí toda la tarde «y menos hacer noche», ya que es consciente de las importantes colas que forman aquellos desesperados por adquirir una localidad a cualquier precio.