La solidaridad fallera no cierra por vacaciones

Festival de paellas solidarias organizado por la agrupación de fallas del Marítimo. / antonio cervero
Festival de paellas solidarias organizado por la agrupación de fallas del Marítimo. / antonio cervero

La agrupación del Marítimo recoge una tonelada de alimentosLos niños de L'Eliana-El Cid pondrán en escena una obra teatral para que Juegaterapia tenga material de ocio para hospitales

LOLA SORIANO

valencia. Los falleros no son sólo solidarios cuando se acerca la Navidad y en la fiesta de los Reyes Magos, están dispuestos a colaborar todo el año y no cierran por vacaciones estivales. Buena prueba de ello es que en el programa de actos de este mes son varias las campañas que tienen en marcha.

Una de las acciones más multitudinarias ha sido el quinto festival de paellas solidarias organizada por la agrupación de fallas del Marítimo, que tuvo lugar el pasado domingo. El objetivo que se marcaron era que cada fallero que acudiera al evento, celebrado frente al paseo de Neptuno, aportara un kilo de alimento no perecedero. Según explican el presidente de esta agrupación, Pepe Pastor, acudieron a la cita más de 2.000 falleros «y hemos conseguido alrededor de una tonelada de alimentos que se ha entregado a Cruz Roja». En esta cita gastronómica también se realizó una segunda acción, con la presencia de representantes de la Asociación de Afectados de Ictus de la Comunidad Valenciana (ADAI-CV), que pusieron un expositor con objetos como gorras, pins o camisetas para poder sufragar sus actividades anuales. «Es una jornada donde aunamos la 'germanor' y la solidaridad gracias a todo el equipo de la directiva», añade Pastor.

Otra falla que también tiene el calendario estival lleno de actos solidarios es Náquera-Lauri Volpi. Con el lema 'Dale color a la vida' la entidad que preside Ricardo Zorío ha programado un año lleno de eventos que tendrá distintos colores que simbolizan enfermedades, emociones o causas. De hecho, recientemente ha concluido una campaña de recogida de ropa para Caritas y el dinero que recaudaron en el festejo de elección de los representantes de 2020 lo han entregado a la fundación Maides.

Falleros de Barrio San Isidro canjearán los kilómetros que hagan en carreras por comida

Para finales de mes, concretamente el 29 de junio, harán una fiesta del agua y de San Juan. Tienen previsto impulsar unas clases de zumba «y se hará una pequeña inscripción y el dinero que se recoja será para la asociación Lluerna, que se dedica a organizar actividades de ocio y acompañamiento durante los fines de semana para niños con discapacidad», comenta Amparo Salvador. Ese día «la floristería del barrio a la que le compramos las flores para nuestros eventos y para la Ofrenda nos cederá unas rosas que también ofreceremos para ayudar a Lluerna».

Y ya en julio se hará una cena solidaria «con bocadillos que también nos regala un comercio de comida para llevar del barrio y lo que se recaude se donará o a alguna asociación o a alguna persona que sufra alguna enfermedad de las calificadas como raras», añaden.

En Mislata, como explica el delegado de sector Ximo Esteve, también hay una comisión que prepara un evento solidario. Se trata de la falla L'Eliana-El Cid. Como explica el presidente de la entidad, Roberto Tarín, «el pasado año impulsamos el proyecto de 'Mechones solidarios' para colaborar con personas que estuvieran en tratamientos de quimioterapia y, en esta edición, colaboraremos con la asociación 'Juegaterapia' que acondiciona salas de hospitales con juguetes y videojuegos para los niños que están en tratamiento».

En este caso los protagonistas serán los niños de la comisión, ya que los infantiles pondrán en escena la función 'Un tresor a la maleta' el próximo domingo por la tarde en el centro cultural Carmen Alborch. «El hall estará ya disponible a las 16 horas para que la gente se pueda hacer fotos y comprar los muñecos que llevan un pañuelo en la cabeza y que diseñaron artistas y cantantes famosos para Juguetos. Y la entrada a la función será de 3 euros que irán íntegros para 'Juegaterapia'. También recogeremos videojuegos para entregarlos a la entidad».

En la falla San Isidro, comisión que preside Maite Díaz, se han planteado el reto de canjear kilómetros por alimentos. «Lo hemos bautizado como 'el comekilómetros'. Varios falleros de la comisión solemos participar en carreras deportivas. El reto es cambiar al final de temporada los kilómetros que hagamos por kilos de alimentos», indica Emilio Ruipérez. Ya han realizado la 'Volta a peu' del Valencia CF y la 15 K nocturna «y terminaremos con la carrera maratón de Valencia en diciembre». Según detallan, «aspiramos a canjear unos 600 ó 700 kilómetros por alimentos».

En la falla Puebla de Valverde-II República Española han realizado un evento solidario animalista a favor de la entidad 'Rescat & Dog'. Organizaron paellas solidarias, tardeo, discomóvil infantil y cena y hubo una exposición de fotos de rescates para que se conozca la labor que realizan los voluntarios para rescatar animales y buscarles un nuevo hogar.