Reconocimiento a las mujeres de las Fallas

Reconocimiento a las mujeres de las Fallas
M. G.

El Ayuntamiento de Valencia entrega los galardones por cuarto año consecutivo

MAR GUADALAJARAValencia

Cuatro mujeres galardonadas forman parte de la historia de las Fallas y hoy su trabajo ha sido reconocido en esta entrega celebrada en el Salón de Cristal del Ayuntamiento, que se realiza por cuarto año consecutivo y a la que han asistido, la máxima representante de la fiesta, Marina Civera y su Corte de Honor 2019, el alcalde de la ciudad, Joan Ribó, Isabel Lozano, regidora de Igualdad y el regidor de Cultura Festiva, Pere Fuset.

Por su trabajo constante, desinteresado y dedicado a la cultura festiva de la ciudad: las Fallas, las cuatro galardonadas han dedicado su esfuerzo a la fiesta.

Elisa Peris Roca desciende de la familia de orfebres valencianos de quienes aprendió esa artesanía. Fue aprendiendo sin complejos hasta hacerse cargo del taller familiar. Sin perder de vista las nuevas tecnologías y adaptándose al momento en el que vivimos ha realizado piezas únicas, esenciales en la indumentaria de las Fallas. Con una sonrisa y alzando el galardón reconoce es un día muy especial, «quiero agradecer este reconocimiento y dedicarlo a quienes me han acompañado y me han hecho ver que es posible cambiar la realidad en la que vivimos. Hay que seguir trabajando en el ámbito fallero y en otros como el doméstico, el social y el político, por eso os invito y os pido que no nos conforméis con ser una parte estética sino que luchemos para ser parte activa de la fiesta», han sido las palabras de su discurso.

La segunda premiada ha sido María Navarro, casada con uno de los hermanos de la empresa de carrozas Sánchez SL. Toda su vida la ha dedicado a ayudar a la familia, aportando su labor y su visión en cada proyecto. Ahora es madre y abuela de quienes han continuado con la empresa que ella vio crecer. Acompañada de su nieto ha recogido el reconocimiento a la figura de una mujer detrás de una profesión constituida por una mayoría de hombres. Visiblemente emocionada no ha podido pronunciar palabra, solo ha podido agradecer el reconocimiento.

Mari Carmen Rodríguez Fernandez, estudio derecho y es funcionaria. Su carrera ha estado vinculada a la gestión de la fiesta y ha sido parte activa perteneciendo a la JuntaCentral Fallera y a la Delegación de Fiestas del mismo organismo. Ha trabajado por la fiesta, aportando su punto de vista en la organización de la misma. «Me gustaría daros las gracias a todos porque ha sido una sorpresa, no me olvido de quienes hacen un trabajo extraordinario por Valencia y por la cultura de la fiesta, lo quiero compartir con la Delegación de fiestas de Junta Central fallera, porque sin todo el equipo yo no estaría aquí en este momento», así ha expresado la valenciana su gratitud por el premio.

No se entenderían las Fallas sin la música, la última galardonada ha sido Patricia Rosaleñ Serrador, quien ha dedicado toda su vida a la música y a la docencia, impartiendo clases de clarinete y trabajando para conseguir el título de profesora en esta especialidad. Ha impartido diferentes talleres para niños y personas con diversidad funcional en el Ayuntamiento y la Diputacion de Valencia. Pero su dedicación también ha sido hacia las personas a través de la integración social con la música por bandera. Así creó el coro 'Les veus de la Memòria' una formación para personas con Alzheimer y otras demencias. Compagina el trabajo más humano con la música, es directora de la Banda del Centro Instructivo Musical Tendetes y dirige su propia escuela de música. «Gracias a quien ha hecho posible que sea música, gracias a mis alumnas y compañeras, me gustaría decir que la música está en las personas nuestro corazón lleva la música dentro, tenemos que disfrutar de ella».