Fusión de mascletà y castillo en la víspera de la Crida

Disparo de fuegos artificiales de Ricardo Caballer que dibujan mensajes. / lp
Disparo de fuegos artificiales de Ricardo Caballer que dibujan mensajes. / lp

El espectáculo se disparará a las 21 horas en la MarinaEl evento pirotécnico incluye dos terremotos verticales, el dibujo de palabras con pólvora y una Senyera de 170 metros de largo

LOLA SORIANO VALENCIA.

En las Fallas de 2017 el espectáculo pirotécnico que bordó las flores de un espolín reunió a miles de valencianos en la Alameda y este año, la cita en la víspera de la Crida será en La Marina, donde Ricardo Caballer quiere plantear un nuevo reto con un espectáculo innovador.

El pirotécnico de Godella hará el sábado, a las 21 horas, una fusión entre el sonido y el ritmo de una mascletà y el color y la variedad de efectos de un castillo. Justificó esta fusión explicando que «no todos solo quieren castillos ni todo mascletà, por eso innovaremos haciendo un espectáculo que une las dos opciones». Incluso apuntó que él comienza esta variedad, pero que espera que llegue para quedarse entre los valencianos.

El espectáculo pirotécnico durará 10,40 minutos y tendrá un terremoto vertical doble, superando así el reto del pasado ejercicio en el que se dibujó un espolín y se disparó una mascletà vertical. El tercer terremoto de este año «será paralelo. Medirá 120 metros de largo y 10 de ancho», indicó.

En el inicio de este innovador evento patrocinado por Amstel previo a la Crida del domingo se dibujarán en el cielo durante 40 segundos palabras para transmitir un mensaje de apoyo a todas las comisiones falleras. «Las letras medirán cada una entre 30 y 35 metros y las palabras enteras ocuparán 200 metros», añadió Caballer. Además, sobre La Marina se dibujará una Senyera de 170 metros de largo y 50 metros de alto.

Luego habrá secuencias y se pasará a combinar la mascletà y el castillo. El triple terremoto estará en la parte final, pero «le seguirá otro final aéreo apoteósico que durará 1,5 minutos con más de 3.000 trons d'avís», añadió Caballer. Afirmó que la apoteosis «será bestial, como diez o doce veces una mascletà de la plaza del Ayuntamiento». Se utilizarán 15.000 elementos y habrá 2.500 órdenes de disparos, pero también se realizarán encendidos con mecha, como los de las candelas.

El montaje comenzará el viernes y aunque el sábado la previsión da alguna posibilidad de agua, el pirotécnico en la preparación ha tenido en cuenta esta posibilidad.

Sobre la ubicación del espectáculo, Caballer recordó que se lanza desde La Marina Sur y el público se tiene que situar junto al edificio Veles e Vents y añadió que esta zona da más juego que en la Alameda «donde el año pasado algunos vieron la parte de la mascletà y otros el espolín. Ahora el objetivo es que lo contemplen todo».

En cuanto al horario, considera positivo que sea a las 21 horas «porque así las familias pueden venir con sus hijos, no como en los castillos de Fallas, que son a la una de la madrugada». Reconoció que «en Fallas es más complicado adelantar los castillos porque hay muchos actos, pero seguro que tomarán buena nota», dijo.

El concejal de Cultura Festiva, Pere Fuset, recordó que el Consistorio quiere «apostar por la innovación con estos actos e ir más allá de la sota, caballo y rey» y recomendó a la gente que acuda de forma escalonada y en transporte público, ya que se reforzará el metro y las líneas de la EMT 4, 19, 32, 89, 90, 92, 93 y 95 a partir de las 16.30 horas y hasta las 23.30 horas.

Pablo Mazo, director regional de relaciones institucionales de Heineken España , añadió que habrá actuaciones de bandas valencianas durante todo el día. A las 12 horas tocará Nacho Casado; a las 16.30 h. los jazzistas Cristina Blasco y Ricardo Belda; a las 19.30 horas, Ona Nua y a las 22 h. el dúo Joe Pask. El grupo La Sucursal organizarán un tardeo en la terraza de poniente de la tercera planta del Veles e Vents.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos