El Pilar se consolida en el trono

Marié Pérez y Vega Díaz, falleras mayores del Pilar, celebrando el primer premio de Especial. :: damián torres/
Marié Pérez y Vega Díaz, falleras mayores del Pilar, celebrando el primer premio de Especial. :: damián torres

La comisión de Velluters consigue en su 150 aniversario el segundo galardón consecutivo de este siglo y el décimo sexto de su historia

LOLA SORIANO

El pueblo no se ha equivocado. Los pronósticos que se escuchaban en la calle se han cumplido casi a la perfección. La quiniela que daba por vencedora a la falla del Pilar ha sido acertada. La comisión de Velluters se ha consolidado en el trono con el primer premio de categoría Especial que ha concedido el jurado de este año, compuesto por primera vez por doce personas, y no por siete, que era lo habitual. El jurado, que por primera ocasión fue elegido por las propias comisiones de la máxima categoría, y no por la Junta Central Fallera, dio como claro vencedor a la plaza del Pilar. El caso de Convento Jerusalén es distinto. La opinión estaba dividida en la calle. Algunos lo veían como primer premio y otros lo situaban en el podio, pero no en cabeza. Al final, el jurado, que es la opinión que cuenta, le situaron entre los mejores, pero en tercera posición.

La sorpresa de la noche, sin lugar a dudas, fue L'Antiga de Campanar. El público que la había visitado sabía que este año era otra cosa y, por eso, los doce componentes del jurado le han encumbrado hasta la segunda posición. Pero no se queda ahí la cosa, además, se han llevado el primer premio de Ingenio y Gracia. Todo un éxito para esta comisión que siempre reivindica que, aunque no estén en la ruta del centro, también tienen mucho que aportar a la fiesta de las Fallas.

Exposición ni ha subido ni ha bajado, ha tenido la gracia de mantenerse en la cuarta plaza y Mercado Central, fue otra sorpresa. El artista Vicente Martínez les ha conseguido una quinta plaza.

En sexta posición se situó Manolo Algarra en Almirante Cadarso, con una falla dedicada al mundo gastronómico. En séptimo lugar quedó Sueca-Literato Azorín, con José Lafarga y Cuba-Literato Azorín se quedó octavo, algo que para nada era esperado.

Reino de Valencia con Sergio Musoles fue noveno; Na Jordana con Carlos Corredera y Latorre y Sanz lograron el décimo puesto y Malvarrosa el undécimo. Un año más, y ya van dos, Nou Campanar se quedó sin premio de Especial, pero se alzó con el máximo galardón de fallas experimentales, el nuevo camino que han iniciado con la presidencia de Antonio Platero.

Hablando ya del ganador absoluto de la noche, en la comisión Plaza del Pilar la dura crítica a la corrupción y a las mentiras con el lema 'Pantomimas' ha dado en la clave del éxito. La gente que anoche daba la vuelta al ruedo de la falla explicaba que les encantaba el proyecto porque hablaba de los verdaderos problemas del país con mucho humor. El presidente de la falla, José Javier López, estaba eufórico y las lágrimas de emoción le asomaron por el rostro. «El suelo de todo un año de 'Pantomima' se ha hecho realidad. Hemos revalidado el premio del año pasado. Este logro sirve para cuadrar el año del 150 aniversario en el que estamos celebrando la primera falla que plantaron los vecinos».

La fallera mayor, por los aires

La que celebró por todo lo alto, y nunca mejor dicho, el premio fue la fallera mayor del Pilar, Marié Pérez. Los compañeros de la comisión la mantearon y la imagen quedó inmortalizada por todos los medios de comunicación. Marié es la tercera fallera mayor del Pilar de la misma familia. Fue su abuela, madre y tía y ella lució el aderezo de Santamaría de la familia y le dio suerte.

La fallera mayor infantil, Vega Díaz, se puso a llorar al oír ya el segundo premio, porque sabía lo que venía después.

El presidente detalló que en el ejercicio pasado ganaron el primer premio, después de años de sequía desde la década de los 90, «con jurado elegido por la Junta y, en esta ocasión, el revalidamos con un jurado elegido por Especial».

Pero el protagonista de la noche fue precisamente el que no estuvo en la plaza en el momento de escucharse el premio: el artista Pere Baenas. Tal como avanzó a LAS PROVINCIAS «terminé de plantar en Cullera porque lo que quería era estar en casa con mi familia para escuchar el veredicto con mi esposa Ana, mi hija Cristina y mi hijo Alejandro. Lo he seguido por internet y he saltado de alegría. Lo quiero dedicar a mi padre, Pedro, y a mi suegra, Mari Nieves, que están ya mayores».

El artista confesó que «esta mañana -por ayer- cuando he visto la falla me veía al menos como vencedor moral y el público estos días me lo estaba diciendo». Este artesano no se equivocó en sus pálpitos, ya que El Pilar ha quedado primera y Convento tercera. Y sobre L'Antiga, detalla que ayer vio el proyecto y sí lo veía en podio. Este año los presupuestos no han servido de guía para ver los resultados.

«Con la reválida se ha demostrado que el año pasado no fue una locura, sino fruto del talento y esfuerzo», indicó. Baenas explica que la clave del éxito ha sido «arriesgar por una falla nueva, apostar por innovar y no repetir esquemas. La gente me pide que siga evolucionando y cambiando y que no me estanque y eso es lo que estoy haciendo».

El artista añadió que recaló en el Pilar con el objetivo de «levantar a la comisión porque estaba en el grueso del pelotón y he recuperado la falla emblemática que fue. Ahora el trabajo es de ellos, porque tienen que mantenerse».

Baenas indicó que a la primera persona que llamó tras conocer el fallo fue a su mano derecha, al artista y una de las primeras espadas de pintura: Andrés Martorell. «Me he alegrado mucho por él, porque ha puesto mucho de su saber».

Aunque Baenas cenó en casa, después acudió a la falla a celebrar la gloria. De camino ya comentó que «al ver la falla plantada ya me están surgiendo ideas para el año que viene». Y es que el artista tiene renovado el contrato hasta 2017, una seguridad que le permite soñar.

El campeón, que ya ha plantado catorce fallas en Especial y cuatro municipales, asegura que si el reto de conseguir el doblete en 2014, con el primer premio de Valencia y el primero de Alicante, fue algo sensacional, va a seguir marcándose retos. «Soy el único que tiene doblete en las dos ciudades», recordó.

En la plaza del Pilar las primeras en llegar a felicitarles fueron la fallera mayor de Valencia, Estefanía López, y su corte. «Cuando vine a cenar con mis compañeras a la comisión ya me impresionó la figura central». El concejal de Fiestas, Francisco Lledó, también fue a felicitarles, al igual que el presidente de Convento, Santiago Ballester.

Fotos

Vídeos