Una perrita muy fallera

Una perrita muy fallera

La mascota de Ana Pantoja y Juan Miguel Hernández luce su propio blusón y quieren hacerle un traje de valenciana a medida

Lola Soriano
LOLA SORIANO

En el mundo de las Fallas no todo está visto ni contado, siempre hay anécdotas que sorprenden. Y un caso llamativo se encuentra en la comisión de Barrio Beteró, en el distrito Marítimo de la ciudad, donde tienen como asociada a una joven perrita que recibe el nombre de 'Ari'.El animal -de raza yorkshire- no es fallera como tal, pero sí forma parte del club de 'Amics del Beteró' desde hace un tiempo.

La perrita es propiedad de Ana Pantoja y Juan Miguel Hernández, un matrimonio fallero de Barrio Beteró que no dudó en apuntar a 'Ari' al grupo de colaboradores de esta comisión con el fin de ayudar a la comisión a plantar cada año buenas fallas.Como explica el presidente de esta comisión, Julián Carabantes, «la dueña, Ana Pantoja, que es muchos años fallera, me preguntó si podía apuntar a los 'Amics del Beteró' a su mascota y dije que claro, que sin ningún problema».

Para poder ser 'Amic', tal como añade el presidente, «se hace una aportación única de 20 euros y sirve para ir sumando ayudas. Tenemos más de un centenar de vecinos que colaboran con la falla con esta modalidad». También detalla que a los que colaboran «se les invita a una cena en el casal, se les impone una insignia y les damos unos vales para consumiciones en los días de verbenas. En este caso, claro los vales son para los dueños de 'Ari' y a la perrita le solemos regalar algún juguete para que lo muerda». De hecho, Carabantes argumenta que no es el primer perro que inscribe este matrimonio fallero. La propietaria detalla que «ya tuvimos otro yorshire, de nombre Yako, y lo apuntamos de 'Amic del Beteró'. Aquel animalito falleció y cuando llegó 'Ari' no dudamos en apuntarla también».

Carabantes recuerda que antes de estos dos perros ya hubo otro que fue abonado. «Cuando Enrique Carrascosa fue presidente de nuestra falla, hace unos 20 años, ya puso como abonado a su perro, un coker spaniel que se llamaba Kevin. Era una manera más de ayudar a la comisión». Ahora los dueños de 'Ari', diminutivo de Ariadna, han tomado el testigo de lo que se está convirtiendo en una tradición. La perrita de dos años cuenta hasta con un blusón con el escudo del Barrio Beteró que perteneció antes a la primera mascota del matrimonio y que le han adaptado a ella. Además, Ana Pantoja es una buena costurera y se ha marcado como reto crearle un traje de valenciana. «Tengo una tela de valenciana en un tono azulón claro con flores de color rosa y plata y quiero probar para ver si consigo darle la forma», comenta.

Como anécdota, cabe destacar que a 'Ari' le encanta bajar al casal. «Por las tardes si damos un paseo, tiene que haber una parada obligatoria en el casal para saludar a la gente. Igual que le encanta visitar a mi peluquera, un comercio del barrio y a la asociación de vecinos». Eso sí, a esta yorkshire no le gustan mucho los petardos. «De hecho, cuando los oye quiere siempre que la coja al brazo», indica Ana. Y de comer, le gusta «degustar gambas, pollo, macarrones y spaghettis».

Fotos

Vídeos