La Interagrupación pide a Fuset que haga una mayor defensa de las Fallas

La Interagrupación pide a Fuset que haga una mayor defensa de las Fallas

El presidente Jesús Hernández recrimina a Puig, Oltra y Marzá que financien a «otras entidades oscuras» y no den ayudas a las comisiones

Lola Soriano
LOLA SORIANO

La gala de entrega de los premios Pepe Monforte de esta anoche también ha tenido un tono reivindicativo. El presidente de la Interagrupación, Jesús Hernández, ha leído un discurso que tenía forma de cuento pero que en realidad escondía muchas críticas. Ha hablabo de un supuesto reino pero, tras los recientes desencuentros con diferentes colectivos que han participado en la mesa de diálogo del bando de Fallas, ha exigido al concejal Pere Fuset que haga una mayor defensa de las Fallas. En el texto ha dicho que en ese reino «sus gentes esperaban con entusiasmo a unos gobernantes que protejan las Fallas, que valoren sus necesidades y las defiendan con honor, por ser lo que son, la mejor y más grande fiesta del mundo».

Ha asegurado que «siempre ha habido tensiones y muchas entre gobernantes y festeros e incluso momentos en que gente sin educación en un lado y otro han lanzado graves insultos, siempre injustificados, pero las dos partes están condenadas a entenderse». Y ha lanzado una advertencia: «Y ojo al ordeno y mando porque eso es pan para hoy u hambre para el día de las elecciones, no lo olviden».

También ha hecho alusión directa al equipo de gobierno al recordar que las elecciones están cerca. Concretamente ha explicado que «el reino tiene sus gobernantes, que el pueblo elige cada cuatro años y, por cierto, estamos ya muy cerca, ¿recordáis?».

También ha recordado de la necesidad de tener más ayudas económicas. «Qué alegría nos llevaríamos todos si llegáramos a un pacto de mínimos entre todos los gobernantes, gobiernen o no. Qué fácil sería colaborar con unas ayudas justas a los que llueva o haga sol tanto ofrecen a su pueblo».

El presidente de la Interagrupación ha citado expresamente a Puig, Oltra y Marzá y dijo que la fiesta no ha notado una mayor protección por la declaración de Patrimonio Inmaterial de la Unesco. «¿Qué habéis hecho por mantener este patrimonio?. Financiáis y ayudáis a otras entidades de fines más... oscuros que no hacen día a día la labor que para Valencia hacen las fallas, hacen otra labor».

Hernández ha bromeado en su discurso y ha lanzado el reto a uno de los premiados, el empresario Juan Armiñana, a ponerse al frente de la Confederación Empresarial. «Así podrías explicarles a algunos cuáles son los valores de esta fiesta, mejor nos iría a todos». Y es que los falleros están dolidos de que este colectivo gane mucho con las Fallas, pero no aporte ayudas económicas y en cambio logre que en el bando se acepten sus restricciones.

También ha lamentado las criticas de los comercios del centro en su discurso. Concremante, siguiendo el símil del cuento ha dicho que «el rey no necesita que comerciantes con cerebro histórico y poco ensanche, se juramenten en criticar cualquier cosa que huela a fallas». Y ha añadido que «sería mejor para ellos y para el pueblo al que sirven y no al revés, que se unieran a la celebración de miles de clientes y que con todos los ciudadanos disfruten de la fiesta y que no se queden en el humo que hacen las buñolerías o en el humo que hacen las paellas». Y se ha preguntado «si ese es el mayor problema de su negocio o de su reino».

 

Fotos

Vídeos