Las fallas quieren recaudar más para mantener la fiesta

Visitantes en Convento, falla ganadora de 2018. / jesús signes
Visitantes en Convento, falla ganadora de 2018. / jesús signes

Especial y la Interagrupación apuestan por impulsar la tasa turística Los colectivos más destacados exigen una campaña institucional para poner en valor el papel de las comisiones

LOLA SORIANO

'Volem poder plantar Falles', ese el movimiento que ya han empezado a manifestar muchas comisiones de Valencia que aseguran que necesitan tener más apoyo municipal y facilidades para poder sufragar la fiesta.

Si hace unos meses grupos de artistas y falleros impulsaron la campaña 'Volem falla', para recordar que la falla es el centro de la fiesta y que era preciso apostar más por los artistas, ahora la reivindicación va más allá y lo que se pide es que no se pongan tantas dificultades a las comisiones para organizar actos o montar antes los mercadillos que les permiten disponer de ingresos para pagar a los artistas.

De hecho, esta fue una de las peticiones que se pudo escuchar el lunes en el debate titulado 'Volem falla, ¿a quin preu', que organizaron el Círcul d'Opinió Bunyol d'Or ab Fulles de Llorer y la associació cultural Casal Bernat i Baldoví.

Entre los firmes defensores de la necesidad de poner menos impedimentos a las fallas se encuentra el presidente de la Federación de Fallas de Especial, Santiago Ballester. «Nos están regulando muchos aspectos y no nos dejan poner el fin de semana previo a las Fallas los mercadillos cuando en realidad ya hay muchos visitantes en la ciudad. Tampoco podemos adelantar 24 horas más las carpas, tal y como pedíamos». Y añadió que ya que no llegan nuevas ayudas económicas de las administraciones, «de algún modo tendremos que buscarnos los ingresos para pagar a los artistas».

Del mismo modo, se expresó Manuel Andrés Zarapico, informador de Fallas y componente de Reino de Valencia-Duque de Calabria. «La profesión de artista está al borde de la desaparición y las cuotas de las fallas no dan para más. Necesitamos facilidades y no impedimentos para financiar las fallas que crean los artistas». En este debate tanto Ballester como Zarapico insistieron en explicar que «las carpas, verbenas y mercados son necesarios para lograr ingresos».

El presidente de Especial también defendió que es necesario implantar la tasa turística «para que se paguen servicios importantes como la vigilancia de la Policía, la limpieza y también que llegue para pagar la falla de los artistas». Desde la Interagrupación, el presidente Jesús Hernández, también apoya esta medida. «Es más que necesaria poner la tasa turística. Atraemos a cerca de un millón de turistas en una semana y nos cuesta mucho dinero y esfuerzo poder pagar las fallas».

Tanto Ballester como el portavoz del gremio de artistas, Ximo Esteve, recordaron que las fallas son «la gallina de los huevos de oro. Si no hiciéramos fallas no habría fiesta en marzo y no vendrían tantos visitantes. Es hora de que artistas y falleros vayamos de las manos y nos reivindiquemos ante los que sacan mucho de la fiesta y no aportan».

A estas necesidades se suma el malestar mostrado tanto por la Federación de Especial y de Primera A, como por la Interagrupación y los delegados de sector sobre la marcha de la mesa de diálogo sobre el bando de fallas. Según explicó Ballester, «los agentes no falleros presentes en estas reuniones no han cesado de dar una imagen negativa de los falleros. En estos encuentros se ha llegado a oír que si somos los responsables de que se tiren petardos tarde o de que se orine en las calles, cuando eso no es cierto». En su opinión, «ningún agente presente citó ni un solo aspecto positivo de las fallas, cuando somos los impulsores de la fiesta».

Precisamente, este malestar también se ha materializado en una carta que estos cuatro colectivos han enviado a las comisiones de Valencia para explicar los acuerdos que se han ido tomando en estas reuniones del bando de Fallas y la poca comprensión que han encontrado por parte de varios colectivos en temas como la instalación de las carpas o los mercaditos.

«No han querido adelantar 24 horas las carpas ni poner los mercaditos antes para poder financiar la fiesta», indicó Hernández. «Incluso propusimos que se dé opciones a las fallas que quieran a hacer 'tardeo musical', es decir, verbena en horario de tarde para reducir las posibles molestias a los vecinos por la noche, pero no se valoró ni debatió. Más bien al contrario, algunos colectivos propusieron limitar más las verbenas o retrasar la plantà de las fallas», añade.

Las entidades falleras afirman que no han encontrado un mínimo alabo de los participantes en esta mesa de diálogo. «Daba la impresión que para estos colectivos no hacemos nada o casi nada bien para la ciudad e incluso solicitaban medidas y restricciones a la actividad fallera. No se valora nuestro esfuerzo. La intransigencia ha sido la nota predominante de varios colectivos», tal como se indica en el escrito que los cuatro colectivos han mandado a las comisiones.

Ante esta situación, demandan una campaña sufragada por los organismos oficiales «poniendo en valor toda la actividad cultural, económica, social, solidaria, así como de protección y mantenimiento de las tradiciones valencianas que hacemos, tal como reconoce la Unesco con la declaración del Patrimonio Inmaterial».

Más

 

Fotos

Vídeos