Fuset renueva la directiva aunque no pone a una mujer al frente de la Junta

Nueva directiva de Junta Central Fallera./Armando Romero
Nueva directiva de Junta Central Fallera. / Armando Romero

El edil propone como secretario general a un entrenador de fútbol que es funcionario de la Generalitat y crea un equipo paritario

Lola Soriano
LOLA SORIANO

El edil de Cultura Festiva, Pere Fuset, ya ha elegido al equipo que le rodeará en la Junta Central Fallera en esta legislatura. El edil ha hecho bastantes cambios, con la salida de dos vicepresidentas, Montse Catalá e Inma Guerrero y un asesor, Ramón Lluch, a los que agradeció su entrega, pero sigue sin poner al frente de la 'casa de los falleros' a una mujer. De nuevo ha confiado en un hombre, Ximo García Ortells, para secretario general.

El responsable de coordinar al equipo de voluntarios de la Junta es entrenador de fútbol e informático de la Generalitat, concretamente analista de sistemas de la Conselleria de Sanidad. El último equipo que ha entrenado es el autonómico infantil de Alboraya. Y pertenece a la falla Universitat Vella-Plaza del Patriarca, comisión que presidió.

Como de un nuevo club se tratase, García asegura que «ahora toca conocer a los jugadores, sus posiciones y hacer equipo».

El hasta ahora secretario general, Ramón Estellés, regresa a su puesto como funcionario de la Generalitat (Hacienda). Además, Fuset ha querido reconocer su entrega y será asesor en la Junta. En este mismo cargo repite Susana Remohí. Y pasa a ser asesor el exvicepresidente de Festejos, José García Bosch. Habrá una cuarta asesora, Inma Mata, que ha estado cinco años de secretaria de la delegación de Cultura, y su misión será captar patrocinios.

En las vicepresidencias, repite como primero Javier Tejero, que conserva las áreas de falla, incidencias, participación y solidaridad. Repite Daniel Buj, que cambia del ajetreo de protocolo al reto de festejos, infantiles y juventud. Para protocolo Fuset ha incorporado a Sela Falcó, mujer productiva en fallas y fiestas valencianas, que ha sido presidenta de Gran Vía y honorable clavariesa vicentina. Además, su esposo, José Boix, ya dirigió protocolo.

La periodista y delegada de sector Pepa Gómez llevará cultura, documentación, archivo, censo y publicaciones, en lugar de Inma Guerrero. E Irene Sánchez, de Campament-La Yesa, será la responsable de comunicación, promoción del patrimonio y deporte.

En esta directiva ha buscado la paridad. Hay cuatro delegados de sector, dos expresidentes de agrupación, una fallera mayor de Valencia y expresidentes y exdirectivos de la Interagrupación. Entre los objetivos, citó la necesidad de buscar patrocinios para la marca 'fallas', mejorar la relación con agentes falleros y con vecinos y «podría ser también el congreso fallero, si así se decide», concluyó.

Las novedades

Asesores.
Susana Remohí sigue como asesora y se suman Ramón Estellés (exsecretario general), José García Bosch (exvicepresidente de festejos) e Inma Mata.
Mujeres.
En la directiva Fuset incorpora a Pepa Gómez, Sela Falcó e Irene Sánchez.
Retos.
Entre los objetivos Fuset destacó la necesidad de encontrar patrocinadores y mejorar la relación con agentes falleros y vecinos.