Centenario

Caixa Rural y la Cooperativa de Vila-real, un siglo junto a la ciudadanía

Ximo Puig, presidente de la Generalitat, junto a las autoridades y miembros de Caixa Rural de Vila-real. /LP
Ximo Puig, presidente de la Generalitat, junto a las autoridades y miembros de Caixa Rural de Vila-real. / LP
La entidad financiera inicia los actos conmemorativos de una celebración que evidencia su influencia económica, social y cultural
V. MARTÍ / J. CARDA.Castellón

Caixa Rural Vila-real ha iniciado los actos conmemorativos de su centenario. Un acto solemne y una jornada de fiesta mayor han evidenciado el influencia económica, social y cultural que la entidad tiene en la ciudad. Como afirmó su presidente, Enric Portales Llop, en su discurso «Vila-real no sería hoy la misma sin la labor desarrollada por la Caixa Rural y la Cooperativa».

En el acto conmemorativo estuvieron presentes el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig; el presidente de la Diputación de Castellón, Javier Moliner; y el alcalde de Vila-real, José Benlloch. Tampoco faltaron numerosos representantes de entidades de todo tipo en un acto que sirvió también para inaugurar la remodelación del centro social de la Caixa Rural de Vila-real.

La convocatoria estuvo cargada de momentos emotivos en el homenaje que se rindió a las personas y organizaciones que han sido parte fundamental de la historia de la entidad, como fue el caso de la Congregació de Lluïsos, clave en la creación del Sindicato Agrícola Católico, el 30 de enero de 1919. También se entregaron placas conmemorativas a dos de los socios más antiguos: José Peset Bautista y Rosario Cantavella Pitarch, que no pudo asistir al acto por cuestiones de salud. Además, se rindió homenaje los presidentes ya fallecidos a través de un audiovisual. Los homenajes finalizaron con el reparto de distintivos entre los antiguos directivos: José Cantavella Vicent, José Llop Usó, Manuel Viciedo Colonques y José Balaguer Marmaneu.

El president de la Generalitat, Ximo Puig, resaltó que la Caixa Rural «ha mantenido su firmeza,

pese a las dificultades encontradas en el camino» y subrayó «sois un ejemplo para la Comunitat». Por su parte, el alcalde de Vila-real, José Benlloch, destacó «el papel fundamental desarrollado a lo largo de la historia del municipio y la gran ayuda que supone para los vila-realenses». Benlloch hizo especial hincapié en el deseo de que «la entidad continúe con vocación de servicio público y siga trabajando por los valores que la caracterizan». Asimismo, el presidente de la Diputación de Castellón, Javier Moliner, reconoció la labor de la Caixa Rural y agradeció la labor de las personas «que han hecho posible este milagro de cumplir 100 años, abriendo nuevos espacios de progreso».

Himno oficial

La celebración acogió también el estreno del himno corporativo del centenario, con música del compositor e Hijo Predilecto de Vila-real Rafael Beltrán Moner y letra del profesor Jacinto Heredia. Una pieza fue interpretada por el Cor de la Ciutat. Tras visitar la remodelación de la Fundació Caixa Rural Vila-real, los asistentes y vecinos degustaron una gran chocolatada y disfrutaron de un espectáculo piromusical a cargo de Pirotecnia Reyes Martí, que puso el broche final a la celebración. Por otro lado, el domingo 3 de febrero Caixa Rural Vila-real celebró un día de gran fiesta con una misa oficiada por el obispo, la donación de una escultura a la ciudad, una mascletà, un concierto y una paella monumental que reunieron a cerca de dos mil vila-realenses en el centro de la población. El siguiente acto previsto será la Volta a Peu, que se celebrará el próximo 10 de febrero.