Importaco aumenta su facturación un 13% hasta aproximarse a los 540 millones

El presidente del Grupo Pons, Juan Antonio Pons. / lp
El presidente del Grupo Pons, Juan Antonio Pons. / lp

La familia Pons acomete un plan de inversiones de 29,6 millones, un incremento del 69% destinado a la mejora de la capacidad productiva

Á. M.

Valencia. La empresa de frutos secos y bebidas Importaco cerró el ejercicio 2018 con una cifra de negocio de 539 millones de euros, lo que representa un aumento del 13% respecto a 2017. Esto le ha permitido acometer un plan de inversiones de 29,6 millones de euros, lo que supone un incremento del 69% respecto al año anterior.

El beneficio después de impuestos de la empresa de la familia Pons alcanzó los 22,5 millones de euros. Importaco atribuye los buenos resultados al aumento de las ventas y la mejora de la eficiencia. En 2018, la compañía estuvo presente en 39 mercados gracias al desarrollo del mercado agroalimentario, especialmente en almendra.

El volumen de ventas global del grupo alcanzó los 87 millones de kilos de frutos secos y los 712 millones de litros de agua mineral natural. El presidente de Importaco, Juan Antonio Pons, destacó durante la presentación de resultados que el año 2018 «ha sido un año de cambios para Importaco, en el que gracias a la adaptación continua hemos logrado alcanzar nuestros objetivos. Un año más, hemos trabajado con excelencia y eso se ha notado en la respuesta de los clientes».

Por lo que respecta al empleo, Importaco generó un 9% más de trabajo directo. Este incremento ha sido consecuencia del crecimiento de la compañía y a la necesidad de contar con perfiles más especializados, según explica la firma. En 2018, se incorporaron 119 personas y se alcanzó una plantilla media de 1.375 trabajadores. Asimismo, la empresa destaca que el 90% de la plantilla cuenta con contrato indefinido.

Las inversiones de Importaco alcanzaron los 29,6 millones de euros, un 69% más en comparación con el anterior ejercicio. Esta partida se destinó a reforzar la calidad de todos los procesos y la capacidad productiva, según destaca la empresa en un comunicado.

1,6 millones en innovación

En lo que respecta al apartado de innovación, Importaco invirtió 1,6 millones de euros en el desarrollo de nuevos productos y en programas de investigación para la generación de conocimiento. Este desembolso ha permitido a la compañía «reforzar su orientación hacia la integración de criterios saludables en el diseño de sus productos», según destaca la propia mercantil.

En 2018, el 77% de los lanzamientos fueron «opciones saludables» y la actividad relativa a innovación aportó un 13% a la cifra de negocio. Sobre los frutos secos, Importaco trabajó con alrededor de 190 proveedores en la mejora de sus procesos y en la verificación del cumplimiento de sus estándares. Además, en el ámbito agrícola, se realizaron auditorías basadas en la normativa Global GAP. En total, la superficie cultivada según los estándares de buenas prácticas agrícolas se sitúa alrededor de las 4.800 hectáreas.