Las cámaras exigen más coordinación con la Conselleria de Economía

Miembros de Cámara Valencia y el conseller Rafael Climent. / J. Signes
Miembros de Cámara Valencia y el conseller Rafael Climent. / J. Signes

Las entidades reivindican una mayor colaboración de la Administración para orquestar proyectos entre organismos donde participa el Consell

R. E.

Valencia. Las cámaras demandan a la Conselleria de Economía una mayor actividad de coordinación entre las instituciones en las que participa para optimizar los esfuerzos realizados por cada una de ellas. Éste es el caso de las instituciones camerales, pero también de otros organismos empresariales, como los institutos tecnológicos o las ferias, del mismo modo que entre los propios departamentos gubernativos.

«Las cámaras son entidades empresariales de derecho público que se rigen por una ley que establece una tutela por parte de la conselleria, que ya se hace efectiva con el control de las cuentas», señala el presidente del Consejo de Cámaras de Comercio de la Comunitat Valenciana y de la entidad de Valencia, José Vicente Morata.

Además, el responsable empresarial apunta que los fondos públicos con los que trabajan son finalistas y sólo pueden dedicarse a aquello para lo que han sido concedidos por la Generalitat, el Gobierno central o la Unión Europea, por lo que entiende que una mayor implicación en ellos por parte de los poderes públicos pasa por actuar en su optimización de puertas para dentro del Consell.

Las cámaras de comercio pasaron de ser las grandes de inscripción obligatoria para las empresas españolas a tener que enfrentarse al futuro nada más que no el respaldo de aquellas compañías que voluntariamente pagaran las cuotas de la institución. Esto significó un contundente recorte de ingresos en 2015 que ha tenido que venir acompañado de vías alternativas para la captación de ingresos y una especialización en los servicios prestados: internacionalización y formación.