El Banco de España advierte de la contracción de la economía por las tensiones geopolíticas

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en Valencia./EFE
El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en Valencia. / EFE

El conflicto comercial entre EE UU y China y el riesgo de un brexit sin acuerdo son algunas de las principales preocupaciones

LAURA PAVÍA

El escenario de incertidumbre generado por las tensiones comerciales entre EE UU y China y la posibilidad de un brexit sin acuerdo son algunos de los motivos de la desaceleración económica. Así lo ha señalado esta mañana el Gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en la décima Jornada sobre el Sector Bancario Español, en la que ha analizado los factores que explican la evolución del sector bancario y sus principales retos.

Para Hernández, la contracción del comercio mundial afecta sobre todo «al sector manufacturero y progresivamente también al sector servicios», cuyo empleo «evoluciona a la baja, ya que la debilidad se propaga».

Asimismo, ha advertido de que la zona euro «se ve particularmente afectada ya que es la más abierta al comercio internacional» y ha apuntado que supera incluso a China o a EE UU en este sentido. Por otro lado, el gobernador achaca la desaceleración de la economía de los países que forman parte de la zona euro a «la mala evolución de las exportaciones» que, a su vez, afecta a la inversión.

Una «ligera recuperación»

En cuanto al PIB, Hernández ha señalado que el Banco Central prevé una «ligera recuperación» hasta llegar a un «1,2% del PIB en 2020 frente al 1,1% registrado este año». No obstante, el gobernador ha insistido en que el Consejo de Gobierno de la institución «enfatiza que el escenario de crecimiento es peor y que los riesgos derivados un brexit sin acuerdo y las tensiones comerciales se intensifican».

Asimismo, ha señalado que se prevé una recuperación lenta de la inflación hasta llegar «al 1,5% en 2021, una cifra que está por debajo del objetivo del 2%».

Para Hernández, el contexto macroeconómico «sufrirá una recesión en el tercer trimestre del año», lo que justifica las medidas del consejo de «rebajar los tipos de interés en diez puntos». El gobernador ha asegurado que los tipos de interés negativos «no perjudican a la oferta de créditos bancarios», aunque no ha descartado esa posibilidad.

Retos del sistema bancario

Por último, ha destacado como principales retos del sistema bancario el cambio tecnológico, ya que «aparecen nuevos competidores pero también permitiría mejorar la eficiencia de los bancos si se adaptan».

Por otro lado, ha destacado la morosidad en los préstamos, la necesidad de mejorar la reputación de los bancos, aumentar su solvencia y los riesgos del cambio climático. «La adaptación de las empresas a las nuevas políticas climáticas pueden afectar a los bancos», según ha señalado Hernández, quien ha advertido de que «el proteccionismo es algo negativo para la economía» y ha destacado su apuesta por políticas monetarias y fiscales «expansivas» y «reformas estructurales».