La reválida de Marina Lizarazu

Marina Lizarazu posa tras pasar la revisión médica. / valencia basket
Marina Lizarazu posa tras pasar la revisión médica. / valencia basket

La madrileña renueva por una campaña y Romero llega para seguir creciendo | La base no disputó ningún minuto el pasado año tras sufrir una grave lesión de la que ha tardado casi doce meses en recuperarse

M. MORERAVALENCIA.

La base madrileña Marina Lizarazu renovó su contrato este verano, tras no haber podido disputar ningún encuentro la pasada temporada por una grave lesión. Ahora, cuando el Valencia Basket se prepara para afrontar una temporada ilusionante donde disputará la Eurocup, la madrileña ha pasado las pruebas médicas que ratifican su buen estado de forma. La base de 24 años inició su recuperación hace casi un año y la culminó con la temporada ya finalizada. Pese a haber vivido un año en blanco, no ha perdido las ganas de triunfar: «Tengo muchísimas ganas y muchísima ilusión. Va a ser un año nuevo, donde empezaré un poco de cero. Estoy con ganas de trabajar con el grupo ya, porque he hecho mucho trabajo individual y más solitario durante el resto del año».

Marina Lizarazu no se quiso olvidar de todas las personas que le han acompañado en un año tan complicado, donde ha tenido que vivir alejada de su gran pasión, el baloncesto, para centrarse en recuperar su estado físico: «Ha sido un año muy diferente y muy duro, con mucho trabajo detrás. No solo mío sino de todo el staff técnico y de mucha gente. Parece que todo va bien y que voy a estar lista para empezar la pretemporada junto al resto del grupo».

La base madrileña contará con una nueva compañera para la próxima temporada. Leticia Romero también superó las pruebas médicas y defenderá esta campaña la camiseta del Valencia Basket. «Me siento con muchas fuerzas. Esto simplemente es rutina y te da la energía para empezar con buen pie», afirmó la jugadora de 24 años y que puede alternar las posiciones de base y escolta. Romero es una nueva muestra de que la dirección deportiva quiere aumentar la competitividad de la plantilla.

Ambas pueden jugar como bases y Romero ya tiene experiencia en Europa y Estados Unidos

La madrileña se inició en las filas del Spar Gran Canaria y se marchó a Estados Unidos para completar su formación, donde llegó a debutar en la WNBA. Leticia Romero, pese a su juventud, es una veterana en competiciones continentales y la pasada temporada disputó la Euroliga con el USK Praha: «Es una competición nueva en este club y creo que todas venimos con muchas ganas de afrontarlo y poder darlo todo para estar arriba».