La renovación de Ponsarnau está en manos del técnico

La renovación de Ponsarnau está en manos del técnico
EFE

El Valencia Basket sólo ha completado cuatro temporadas con título más semifinal de la ACB y ya ha apostado por la continuidad del catalán

Juan Carlos Villena
JUAN CARLOS VILLENAMadrid

Jaume Ponsarnau liderará el proyecto 2019-2020 del Valencia Basket en la Euroliga si acepta la renovación que le planteará en cuanto acabe la temporada el club. Aunque la ecuación suele ser a la inversa, el modelo clásico de la entidad de Juan Roig desde que se varió el rumbo en el verano de 2009 -mal no ha ido desde entonces- es el de no sellar los documentos mientras ruede el balón. Lo cual no quita, como es lógico, que no se tracen las líneas maestras. Chechu Mulero aseguró en LAS PROVINCIAS el pasado 20 de mayo que la renovación del técnico «estaba abierta» desde el momento en el que se consiguió el objetivo de la temporada, la plaza para la máxima competición continental tras ganar la Eurocup. La declaración de intenciones del director deportivo fue antes del playoff, con lo que restaba la resolución de la parte final de su respuesta: «Nos marcaremos como siempre el final para analizar y sacar conclusiones, la temporada no ha terminado».

Pasar la eliminatoria de los cuartos de final era, a ojos del club, importantísimo para ejecutar la decisión puesto que impide el regusto amargo en la Liga Endesa y pone en su lugar a la gran temporada del Valencia Basket. Hay un dato que lo resume todo, tan sólo en cuatro ocasiones la entidad ha terminado una campaña celebrando un título y entre los cuatro primeros de la ACB. Además de en 2019 ocurrió en 2003, con la ULEB Cup de Paco Olmos, en 2014 y la Eurocup de Perasovic y en el mágico 2017 con el título de la Liga Endesa de Pedro Martínez.

«Blanco y en botella», así quiso zanjar la cuestión el propio Mulero al ser cuestionado por la renovación de Ponsarnau ayer, en el cuartel general taronja en Madrid, en el micrófono de Intereconomía Valencia. Precisamente, el precedente de hace dos temporadas obliga al club a ser cauto con respecto a la resolución final de la negociación. Una parte, la entidad, lo tiene claro pero ahora hace falta saber lo que opina la segunda, el entrenador. El dato objetivo a estas alturas del calendario es que la renovación de su contrato está en manos del propio Ponsarnau. Del deseo del técnico de Tàrrega para la próxima temporada. Su decisión de regresar al puesto de primer entrenador -hay que recordar que en el pasado verano un día antes de la decisión del Valencia Basket de ofrecerle el puesto vacante de Vidorreta estuvo a horas de convertirse en técnico del MoraBanc Andorra- no ha podido salirle mejor, con el primer título de su carrera y la opción de luchar por meterse en una final de la ACB. Por la cabeza del técnico siempre ha pasado la continuidad.