Ponsarnau frente a su mayor reto

Jaume Ponsarnau dirige al Valencia Basket desde el banquillo. / VBC
Jaume Ponsarnau dirige al Valencia Basket desde el banquillo. / VBC

El entrenador del Valencia Basket explica por qué jugadores como el 'Chacho' Rodríguez no jugarán en la Fonteta el próximo año

MANUEL MORERA

valencia. A pocos días de comenzar la pretemporada, el entrenador del Valencia Basket, Jaume Ponsarnau, analizó a la plantilla y los nuevos retos a los que se enfrentarán en la próxima campaña. «Tenemos la máxima ilusión y un gran reto, el de afrontar la temporada más dura que haya jugado nunca el Valencia Basket. Al aumentar los equipos en Euroliga y al seguir jugando una competición tan exigente como la Liga Endesa, la exigencia será enorme, pero también el reto», explicó el técnico taronja.

El Valencia Basket tocó durante los últimos meses la puerta de grandes jugadores como De Colo o el 'Chacho' Rodríguez, que optaron por equipos con mayor potencial económico y con licencia de Euroliga: «El verano en este sentido ha sido muy didáctico y nos ha servido para darnos cuenta de cómo está la Euroliga y cuáles son sus exigencias. Lo primero que hemos identificado es que por los mejores jugadores, o los que tienen más nombre, se paga muchísimo dinero. Y lo segundo es que solo quieren ir a proyectos que tengan licencia».

La experiencia adquirida durante el mercado les ha servido para acabar por decantarse por unos perfiles de jugador distintos: «Nos hemos dado cuenta de que lo que teníamos que sumar al equipo eran jugadores que quisiesen estar con nosotros, porque el reto es mayúsculo y es mejor afrontarlo con el compromiso de hacerlo al 100%. Y con ilusión, porque al final tiene que ser uno de los combustibles que vamos a necesitar para afrontar esta temporada tan dura. Y en este sentido, estamos muy satisfechos».

«Hemos formado un equipo sin grandes estrellas pero con muy buenos jugadores», asegura

Ponsarnau era conocedor de que los taronja necesitarían un buen fondo de armario para afrontar el año con más partidos de la historia: «Teníamos que hacer una plantilla larga, para tener la máxima capacidad durante toda la temporada. Y era bueno afrontarla con buenos jugadores. Y en ese sentido estamos muy satisfechos. Hemos formado un equipo sin grandes estrellas, pero con muy buenos jugadores. Todos son muy buenos y eso nos tiene que ayudar a ser todo lo competitivos que podamos ser».

Jaume Ponsarnau se mostró satisfecho por mantener la idea de juego y haber mejorado la plantilla: «Vamos a seguir siendo un equipo dinámico, tanto en ataque como en defensa. Otra de las cosas que teníamos como objetivo era potenciar la capacidad del equipo para jugar el 'pick and roll' ofensivo».