«Todos nos jugamos el puesto en el día a día, el entrenador, los jugadores y yo»

Chechu Mulero posa en la grada de la Fonteta después de la entrevista. / irene marsilla
Chechu Mulero posa en la grada de la Fonteta después de la entrevista. / irene marsilla

Chechu Mulero, director deportivo del Valencia Basket, avala la continuidad del técnico: «Hoy por hoy la confianza en Ponsarnau es del cien por cien, no vale el 99 por ciento»

JUAN CARLOS VILLENA VALENCIA.

Chechu Mulero llegó a Valencia en 2004, con lo que es la persona de la parcela deportiva de la entidad taronja que más puede analizar en perspectiva la evolución sobre el parquet de la entidad. Su pulso. Las dos victorias seguidas tras la debacle de Tenerife han calmado las aguas pero en el deporte profesional nunca se pueden bajar los brazos. En ningún ámbito del club.

-¿Llegan al parón por selecciones peor o mejor de lo que se imaginaba al comenzar la temporada?

-No estamos en la situación que hubiéramos deseado. En la ACB nos gustaría tener alguna victoria más, en la Eurocup estamos en el camino indicado y a nivel de juego las sensaciones deberían ser mejores. Lo único que requieren estas dos semanas sin competición es trabajar y mejorar. Estoy convencido de que lo vamos a hacer.

-¿Comparte la visión del técnico de que el equipo está entrenando muy bien?

-Sí, el equipo entrena bien. No tengo la menor duda de que el equipo tiene las ideas claras y sabe lo que quiere en la pista. Luego, una cosa es lo haces durante la semana y otra trasladarlo a los partidos. Las sensaciones que transmite el equipo en el día a día son buenas, por eso tengo confianza de que el equipo va a a mejorar.

-¿Por qué no está trasladando el equipo entonces ese buen trabajo diario a los partidos?

-Porque hablamos de deporte, de competición y juegas contra otro equipo. Influyen muchos factores. He visto equipos que han entrenado de maravilla y era incapaces de ganar partidos y otros con la sensación contraria. Requiere de muchos aspectos, no sólo del trabajo colectivo sino de la capacidad individual de muchos jugadores, de competir y dar el máximo ante la presión. En ese sentido, los últimos partidos han sido mejores. Frente al Partizan el equipo tuvo que dar un paso al frente para ganar en una pista muy complicada, con un baloncesto duro, físico y defensivo.

-¿Mantiene la confianza total en Jaume Ponsarnau?

-Sí, evidentemente. No puedes estar con el 99 por ciento de confianza, hay que estar con el cien por cien.

-El técnico ha repetido en varias ocasiones la sensación de estar jugándose el puesto cada día.

-Todo el mundo sabe lo que es el deporte profesional y cómo se actúa en él. Todos nos jugamos el puesto en el día a día, el entrenador, los jugadores y yo. Todos estamos expuestos a que si las cosas no salen bien tengan que haber cambios pero hoy por hoy la confianza en Jaume Ponsarnau es del cien por cien porque, repito, no vale en el 99 por ciento.

-¿Usted también nota la presión de jugarse el puesto cada día?

-Desde que llegué a Valencia en 2004 he notado que me juego el puesto cada día, antes en una posición y ahora en otra. Es una cuestión del deporte profesional, en la que los resultados tienen un peso muy importante. Todo eso te lo estás jugando de lunes a domingo. Igual que la labor de los jugadores o los entrenadores está expuesta a la crítica, la mía también.

-Cuando Pedro Martínez fue despedido de Vitoria se acumularon los mensajes en las redes sociales del club pidiendo su regreso.

-Creo que hablamos demasiado de Pedro Martínez, no tiene mucho sentido hablar de eso ahora. Está claro que ahora no va a volver, el que se quiso ir fue él y las cosas por las que se fue no han cambiado.

-¿El MoraBanc Andorra es una prueba importante para saber si el equipo ya está para competir contra rivales de enjundia?

-Es un partido fundamental para seguir en la senda de clasificarnos a la Copa. En casa tenemos que ser un equipo sólido. Hemos perdido dos partidos frente al Barcelona y el Real Madrid y no debemos perder más partidos en la Fonteta.

-¿Cómo definiría el rendimiento actual de los tres fichajes?

-El análisis de los tres fichajes, como el de los jugadores que se mantienen de temporadas anteriores, hay que verlo todo en un conjunto porque ciertas coyunturas que hemos tenido han condicionado las cosas.

-Comencemos por Matt Thomas.

-Su rendimiento es bueno. Cuando le fichamos sabíamos que era su segunda temporada profesional y que tiene una capacidad de anotación alta. No es un jugador de 30 minutos, es de impacto en periodos cortos. Ha habido momentos en el que el juego interior ha sido capital y eso también viene por la atracción defensiva que genera.

-¿Labeyrie?

-También estoy satisfecho con él. Aporta muchos intangibles al juego, nos da intensidad, energía y en algún caso anarquía. Eso no es malo, en un equipo que en ocasiones da la sensación de ser demasiado plano.

-Al que más le está costando entrar en dinámica es a Tobey.

-Es verdad que es el jugador que más irregular se está mostrando y es al que más le está costando entrar en la dinámica del equipo. Nos tiene que dar presencia debajo de la canasta y ser más consistente.

-Diot lleva 14 meses sin jugar un partido de baloncesto. ¿Cómo lleva esta situación?

-Ahora estoy esperanzado con él porque es lo que toca y lo que queda. Lleva varios entrenamientos con el equipo con cierta intensidad en el 5x5 y vamos a ver si todo va bien. Físicamente la rodilla responde y de lo que se trata es de recuperar su baloncesto. Después de catorce meses sin jugar es una incógnita saber cuando va estar al cien por cien. Pensábamos que se iba a dar en pretemporada y no en diciembre. No puedes hipotecar el trabajo del equipo para que un jugador se ponga en forma. La situación será compleja y seguro que los entrenadores encuentran los momentos oportunos.

-¿Le preocupa la lesión de Sastre?

-Me parece un jugador clave porque tiene un nivel defensivo sobresaliente. Su lesión me tiene preocupado porque es una pieza básica en el equipo. No sabemos cuándo va a volver, su evolución es positiva pero aún no podemos poner una fecha.

-¿Qué necesita mejorar el equipo?

-Necesitamos ganar consistencia. Hay dos problemas claros, esa inconsistencia la determina el nivel defensivo y las pérdidas de balón. Lo bueno que tenemos es que los problemas están muy identificados.

 

Fotos

Vídeos