«La familia es muy importante para tomar decisiones sobre el futuro»

De Colo manda un saludo desde el vestuario del Buesa Arena de Vitoria. / j. bermejo
De Colo manda un saludo desde el vestuario del Buesa Arena de Vitoria. / j. bermejo

Nando De Colo, jugador del CSKA Moscú | El francés hablará con el Valencia Basket si le plantea una propuesta pero reconoce que no ha decidido dónde jugará la próxima temporada

JUAN CARLOS VILLENAVITORIA.

Lola De Colo Compañ no se separa del trofeo de campeón de la Euroliga de su padre, Nando, mientras juega con la hija de Daniel Hackett. La fiesta del vestuario del CSKA Moscú en el Buesa Arena, tras ganar el domingo la Euroliga frente al Anadolu Efes, se trasladó a la habitación que se improvisó para que las familias se fotografiaran con los campeones y el trofeo más codiciado del baloncesto europeo de clubes. Nando De Colo atendió emocionado a LAS PROVINCIAS, reconociendo que el destino le había permitido tener a toda la familia reunida en Vitoria para estar presente en una Final Four histórica, puesto que el nacimiento de su segunda hija, Alicia, se adelantó: «Tenía que llegar para el 17 de mayo y menos mal que nació un poco antes así mi mujer pudo venir a Vitoria con nuestras dos hijas. Los títulos son importantes para el equipo pero también para nosotros y nuestras familias».

El base del CSKA no se llevó el MVP de la Final Four, que fue a manos de Clyburn, pero hizo méritos para hacerlo. En la semifinal frente al Real Madrid fue pieza clave con sus 23 puntos, 4 rebotes y 27 de valoración mientras que en la final frente al Anadolu Efes fue de menos a más para acabar con 15 puntos, 4 rebotes, 4 asistencias y 20 de valoración. «Es una pasada, no encuentro otra palabra para definir lo que se siente al ganar por segunda vez la Euroliga. Estoy muy emocionado porque para conseguir algo así hay mucho trabajo detrás durante toda una temporada», indicó antes de hacer un primer guiño a su exequipo al recordar que hace nueve años ya ganó un título europeo en el Buesa Arena con el entonces Power Electronics Valencia: «La verdad es que sí que lo he pensado. Se ha convertido en un pabellón especial y recuerdo con mucho cariño aquel título. Fue mi primera Eurocup y fue un momento muy importante en mi vida».

De Colo evitó la zona mixta del Buesa Arena tras la final sabedor de que descubrir la camiseta que lucirá a partir de junio es uno de los culebrones de este verano. «Hasta que no termine la temporada no quiero hablar de mi futuro, he dicho muchas veces que me gusta Valencia pero ahora mismo aún no pienso en lo que va a pasar. Prefiero centrarme en terminar bien la temporada y ya veremos después», confesó a este periódico mientras el cava seguía volando en el corazón del vestuario del CSKA.

El francés sonrió cuando salió el tema del Valencia Basket en la conversación. Sabía que iba a llegar la pregunta. La entidad de la Fonteta, tal y como informó LAS PROVINCIAS, quiere que sea su guinda en la Euroliga. La pregunta es directa. ¿Si el Valencia Basket le llama está dispuesto a sentarse a hablar? «Sí claro, Valencia es muy especial en mi vida». La opción de volver a la que fue su casa antes de colgar las botas, el 23 de junio cumplirá 32 años, ronda en la cabeza de De Colo desde hace varios años. El francés no oculta el problema que siempre tiene el club a la hora de convertirse en una opción real para muchos jugadores: «Que el Valencia Basket vaya a jugar la Euroliga es un dato importante pero el problema es que la tienen un año. Es lo que siempre he hablado con los dirigentes, lo que le falta a Valencia es tener la Euroliga todo los años. Es una ciudad maravillosa, con un club muy bueno, una afición que llena la Fonteta y se lo merecen. El problema es que un año de cada dos están en la Eurocup y no es fácil». La baza de la entidad taronja es la familia. Con mujer y dos hijas valencianas, llegado el momento todo pesará en la balanza. «La familia es muy importante para tomar decisiones sobre el futuro», responde rotundo De Colo antes de despedirse con una sonrisa y un saludo a la que fue su afición.