El Ros Casares se integra en el Valencia Basket

El histórico club femenino de la ciudad aportará sus nueve equipos a la entidad taronja

EFEvalencia

El Valencia Basket y el Ros Casares han llegado a un acuerdo por el que el Ros Casares, histórico club femenino de la ciudad, se integre en la fundación del club masculino y jueguen a partir de ahora con su nombre.

Según explicó hoy el Valencia Basket, el acuerdo supone que los nueve equipos que tiene actualmente el Ros Casares, todos no profesionales y de categorías que van de benjamín a senior, se integren desde la próxima temporada en la Fundación Valencia Basket 2000, gestora de sus equipos de formación.

Los equipos del Ros Casares realizan su actividad en las pistas del pabellón municipal de La Malvarrosa, donde continuarán la próxima temporada, ya bajo la dirección técnica, el nombre y el escudo del Valencia Basket Club.

Tras proclamarse campeón de la Euroliga en 2012, el Ros Casares anunció la desaparición de su equipo profesional, que había sido el gran dominador del baloncesto femenino español en la última década.

"Cuando los dirigentes del Ros Casares nos propusieron la idea de integrarse en nuestro club, prometimos estudiarlo y el resultado, después de analizar y conocer todas las características, es este paso de integración que hoy anunciamos", señaló Paco Raga, consejero delegado del Valencia Basket.

Raga aseguró que están "encantados de coger el testigo en la labor de formación que Ros Casares ha realizado durante años y con tanto éxito, y de integrar y dar la bienvenida a nuestro club a las más de cien familias que viven este deporte y quieren continuar vinculadas a él".

Por su parte, Francisco Argaya, actual máximo responsable del Ros Casares , destacó que "la satisfacción por este acuerdo es máxima, puesto que era el camino natural para impedir que todo el esfuerzo realizado por la familia Ros Casares durante tantos años quedara en nada".

"Estoy convencido de que nuestras jugadoras, con su trabajo diario en la pista de juego, serán capaces de convencer a los responsables del Valencia Basket de que la apuesta que hoy hacen es acertada y de que vale la pena incorporar el baloncesto femenino a su proyecto", concluyó.