El raspall corona a su reina

Mar de Bicorp. / fpv
Mar de Bicorp. / fpv

La Federació organiza una fiesta con partidas de exhibición y la del tercer puesto en torno a una final de la que saldrá la sucesora de Victoria Mar de Bicorp y Ana de Beniparrell se disputan hoy el Individual femenino en Alcàsser

MOISÉS RODRÍGUEZ VALENCIA.

Hace ahora un año, Victoria se coronó reina del raspall casi en la intimidad. Lo hizo en Borbotó, en una partida en la que venció a Ana de Beniparrell bajo la atenta mirada de familiares y jugadoras que disputaban finales de otras categorías. Acudió a la entrega de premios Paco Genovés. La vertiente femenina de la vaqueta está en alza. Hoy (12 horas) habrá retransmisión en directo de un evento que ha pasado de disputarse en calle de pilota a un trinquet que ha albergado importantes partidas de profesionales como es el de Alcàsser. Ana o Mar, la que gane, será proclamada como merece la número uno de un deporte que pretende caminar hacia la igualdad y la modernidad.

«Que haya mucha gente en el trinquet y se retransmita la partida es positivo. Nos da visibilidad a nosotras y, sobre todo, a la pilota», comentaba ayer Ana de Beniparrell, que junto a su hermana Noelia ha alzado varios títulos en una época en la que los méritos de la mujer en el deporte autóctonos pasaban mucho más desapercibidos. «Esto nos motiva más. En los últimos años se ha avanzado. El viernes fui a Genovés porque jugaba Mario -de Bicorp, como ella- y la gente me preguntaba por la final. Ya empiezan a conocernos y eso es muy bueno», comenta Mar. Los esfuerzos de mucho tiempo empiezan a dar frutos.

La final de hoy se celebrará al abrigo de una fiesta del tipo Va de dona, el evento que en los últimos años ha venido organizando la Federació de Pilota en Pelayo. Desde primera hora de la mañana, en Alcàsser habrá diferentes eventos, entre ellos partidas de exhibición y la del tercer y cuarto puesto de este Individual. Se enfrentarán Aida de Moixent, una de las promesas que vienen apretando fuerte, y Victoria, que ha soportado durante un año el peso de la faixa roja.

Ambas jugadoras han preparado el duelo contando con el calor como un rival más

A las 12 horas, y con las cámaras de À Punt en directo, el plato fuerte. Previsiblemente, presidido por un calor sofocante, como sucedió hace una semana con la final de Copa de escala i corda. Programar eventos deportivos a mitad de julio, es lo que tiene. Mar y Ana han preparado la partida teniendo en cuenta este condicionante. «Beberé bastante agua antes de la partida y trataré de dosificarme», comenta la de Beniparrell. «Intentaré ganar la partida cuanto antes porque el calor puede gastar una mala pasada. Tomaré geles y bebidas energéticas, igual cada tres o cuatro quinzes. Es un engorro para el público, pero también necesario», afirma la de Bicorp.

Mar sabe lo que es estar a punto de ganar y perder una final porque se acaban las pilas. Le sucedió contra Victoria en el Individual de tecnificación y desde entonces ha introducido la suplementación para preparar las partidas. Recién cumplidos los 18 y matriculada en Medicina, la de Bicorp parte como favorita. Al menos, así lo prefiere su rival. «Está en una muy buena forma y es complicado, pero yo pelearé por mis opciones. Sobre todo, intentaré evitar que haga la raspada con comodidad, que es su punto fuerte», indica Ana, de 19 años y que este curso ha iniciado la carrera universitaria de Biotecnología, y que se ha entrenado durante la semana dos veces en el trinquet de Alcàsser.

Pero Mar no se fía. Sabe que la pilotari de Beniparrell será una rival dura. Que tiene un saque demoledor. «A ver si hay suerte con la moneda y empiezo yo en el traure. La partida es a cuatro juegos y si arrancas desde el resto, cuanto más tardes en romper eso afecta más a la moral», indica la de Bicorp: «Ana es una contrincante difícil, habrá que buscarle la izquierda y pelear mucho». Una de ellas será hoy coronada hoy como reina del raspall.

Fotos

Vídeos