Puchol II toma la primera plaza

Puchol II se dispone a restar a punta de palco en una partida de la Lliga. / FUNPIVAL
Puchol II se dispone a restar a punta de palco en una partida de la Lliga. / FUNPIVAL

El de Vinalesa elogia a Salva por su aportación como reserva y destaca la generosidad de Bueno y Raúl. Sobre su rendimiento, señala que irá a más

JOSÉ A. MONTEAGUDO VALENCIA.

Durante las ocho jornadas que ya se han completado de la Lliga de escala y corda se ha hablado y mucho de las virtudes de un debutante como De la Vega, de la elegancia de Francés, de la regularidad que ofrece el equipo que capitanea Pere Roc II o de la precisión quirúrgica de Genovés II. Pero ninguno de ellos ha llegado tan alto como Puchol II, Raúl y Bueno, que lideran en solitario la clasificación. Este es el único conjunto de las dos ligas que ya se puede considerar virtual semifinalista salvo catástrofe muy improbable por requerir de numerosas carambolas adversas.

El equipo del campeón individual, además, ha tenido que sobreponerse al contratiempo de perder al que estaba siendo el componente más decisivo en la consecución del quinze, Raúl. Fue entonces cuando Puchol II dio un paso adelante. Antes estaba cumpliendo con creces, pero sin alcanzar el exhibido en sus últimas apariciones. «Hasta que comenzó la Lliga hacía mucho tiempo que no jugaba en trío y eso se nota. Entras menos veces en juego y la efectividad debe ser mayor. A esto se suma una cuestión técnica: desde el Individual y por los problemas que he tenido en la mano, ahora la llevo más protegida porque aún hay alguna molestia. Esto complica un poco hacer el dau o ejecutar los rebotes, que son jugadas que a mí me van muy bien», manifiesta Puchol II.

Pero como el daño remite, el rendimiento va a más. Y qué mejor momento que en el tramo decisivo. «He aprendido a convivir con estas molestias, también la del hombro, y estoy muy satisfecho porque pese a ellas me he mantenido a un nivel bastante alto. Aún me queda margen de mejora. En cada partida noto que me duele menos, en la siguiente me protejo un poco menos y gano en dominio de la pilota», señala el escaleter.

El equipo del campeón ha tenido que sobreponerse al contratiempo de perder a Raúl, en gran forma

Con todo, Puchol II evita que se le señale como el artífice de esta buena trayectoria. «Aquí aportamos todos, comenzando por Salva, que ha sustituido a Raúl de manera sensacional y el mérito de la clasificación también será suyo. Con él hemos conseguido mantener nuestra identidad de ser un equipo regular que no comete errores», explica el de Vinalesa.

De sus compañeros 'titulares' destaca, además de su juego, «su generosidad. Cuando Raúl se lesionó, Bueno podría haber tenido la oportunidad que merece de ubicarse en el medio. Pero como Salva hace años que no juega ahí, valoramos que era mejor que cada uno ocupase el sitio en el que sabíamos que iba a rendir bien. Y Raúl ha hecho el esfuerzo de esperar una semana más para reaparecer y prepararse a tope para la partida del pasado domingo, que para nosotros era la más complicada e importante. Nos enfrentábamos al equipo de Genovés II, que ya nos había ganado, en un trinquet que nos iba bastante en contra. Esta victoria ha sido crucial», añade Puchol II.

Por lo que respecta a sus posibles rivales en semifinales, Puchol II no se atreve a señalar candidatos. «Habrá que esperar a la última jornada. Todos los equipos han demostrado que pueden ganar a cualquiera», concluye.