Una final lógica en el Individual de las sorpresas

Bueno se dispone a restar de palma en la segunda semifinal, en la que estuvo a un quinze de ganar. / lp
Bueno se dispone a restar de palma en la segunda semifinal, en la que estuvo a un quinze de ganar. / lp

El duelo definitivo entre Puchol II y Pere Roc II era uno de los más probables aunque ambos han estado a punto de caer contra pronóstico Nuevos actores irrumpen con fuerza en el mano a mano

JOSÉ A. MONTEAGUDO VALENCIA.

Cualquier aficionado a la pilota que no hubiese seguido el desarrollo del Individual de escala i corda y comprobase hoy que la final enfrentará a Puchol II y Pere Roc II perfectamente podría pensar que el torneo ha transcurrido según lo previsto. El de Vinalesa era el gran favorito del grupo impar junto a Soro III y con Genovés II como alternativa a ambos mientras que las quinielas del otro cuadro apuntaban en su inmensa mayoría al zurdo de Benidorm.

Aunque la lógica ha estado a un paso de no imponerse. Puchol II sufrió lo que no está escrito para superar en la primera semifinal a un debutante, Pere, mientras que Pere Roc II estuvo a un quinze de caer en la segunda semifinal contra Bueno. Previamente, en cuartos, De la Vega también le puso contra las cuerdas al igualar a 55 y afrontar el juego definitivo al dau, desde donde se estaba sumando con mayor frecuencia en el trinquet de Massamagrell.

El cartel de la final es consecuente con lo que sucede desde hace tiempo en los trinquetes. Ambos pilotaris han acaparado buena parte de los títulos más relevantes en las últimas temporadas. Pere Roc II lleva dos ligas consecutivas más una final en cuatro años y el domingo jugará la final del mano a mano por segunda vez, también consecutiva. A esto hay que añadir la Copa ganada en 2016 y el subcampeonato de esta temporada. En un espacio de tiempo parecido, temporada arriba o abajo, Puchol II ha conquistado un individual y con la del domingo serán tres finales. Más una Lliga y otra final en esta misma competición además de cuatro títulos coperos y un subcampeonato.

Las figuras, sí, imponen su dominio, pero en los trinquetes ya hay expectación porque llegue la próxima edición del torneo manomanista aún cuando no se ha cerrado la actual. Ha ilusionado sobremanera la irrupción de nuevos actores. En dos años, Bueno se ha consolidado como un excelente competidor y en los tópicos ya merece ser considerado bastante más que 'un rival complicado'. Y a Pere se le volverá a esperar una vez comprobada su solvencia en las jugadas propias de los escaleters, a lo que hay que añadir sus aptitudes como mitger.

Pero hay más. El exquisito Francés, que está en plena eclosión. En marzo rozó con los dedos el título de liga y en el Individual ha eliminado al todavía campeón, Soro III.

O De la Vega, cuya progresión va a pasos agigantados. El pasado mes de septiembre y con solamente 20 años consiguió su primer título oficial, el Diputació de València de frontón. Cierto es que en las tres paredes ya era considerado uno de los grandes, pero en el trinquet va cada día a mucho más. Y los que están por dar el salto, que hay varios, sin olvidar a los que ya no tienen que demostrar nada, como Soro III y Genovés II. Tradicionalmente, en el Individual ha predominado la rivalidad entre dos, tres como máximo aunque durante poco tiempo. Hoy continúa siendo así. Por un quinze o dos juegos perdidos por rozar la cuerda. Pero, afortunadamente, realizar pronósticos se está convirtiendo en una osadía.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos