El enredo de las ayudas a Pelayo

Escolares practicando en el trinquet de Pelayo. / lp
Escolares practicando en el trinquet de Pelayo. / lp

El Consell aduce que cerró la subvención para colegios al romperse un acuerdo

MOISÉS RODRÍGUEZ VALENCIA.

El órdago lanzado el jueves por José Luis López ha mutado en enredo. El gerente del trinquet de Pelayo anunció que suspendía los actos divulgativos, de los que principalmente se benefician centros educativos de toda la Comunitat, ante la falta de ayudas del Consell. El empresario afirmó sentirse ninguneado por la Dirección General de Deportes, al tiempo que destacaba la buena voluntad de Diputación y Ayuntamiento de Valencia. Josep Miquel Moya, titular del departamento autonómico dependiente de la Conselleria de Cultura, adujo ayer que retiró las ayudas porque formaban parte de un acuerdo que el actual dueño de la catedral de la pilota incumplió.

«Cuando José Luis López adquirió el trinquet, llegamos a un acuerdo por el cual la administración se lo recompraría a lo largo de la legislatura. También se pactó una ayuda de 20.000 euros anuales mientras durase su gestión», sostuvo Josep Miquel Moya, que puntualizó: «Estas se canalizaron a través de la Federació de Pilota Valenciana (FPV), ya que nosotros no podemos dar subvenciones a una empresa privada».

Esta cantidad llegó en 2016, pero se suspendió a partir de 2017. En ese ejercicio, la Generalitat presupuestó alrededor de 660.000 euros para la compra de Pelayo, pero en ese momento José Luis López no accedió a vender. «En aquel momento consideramos que el acuerdo quedaba roto», apuntó Moya. El empresario, por su parte, se mantiene firme en que el acuerdo con la Generalitat era en el momento en que negociaba alquilar el trinquet al anterior dueño, y que en todo caso él no se negó en redondo a cerrar la operación antes de que acabase esta legislatura: «Aún estamos a tiempo, pero ese momento no era el adecuado porque estábamos en obras».

Pese a que el desencuentro es evidente, ambas partes contemplan reconducir la situación. «Nosotros considerábamos que estábamos en negociaciones hasta el anuncio de José Luis López. En 2019 es imposible porque los presupuestos ya están cerrados, pero contemplamos recuperar las ayudas para 2020, si es necesario con alguna compensación», comentó Moya. Si se llega a un pacto, se volverán a realizar actos divulgativos con centros educativos, que quedan suspendidos desde hoy.

El director general de Deportes afirmó que está dispuesto a sentarse de nuevo con José Luis López. También indicó que la Generalitat contemplaría la compra de Pelayo, aunque estimó que dos millones es un precio desorbitado. Esta es la cifra que ha invertido José Luis López desde 2015, entre la adquisición del inmueble y las mejoras realizadas.