Las leyendas de la pilota se reúnen en Pedreguer

Moltó y Puchol II, durante una visita a la redacción de LAS PROVINCIAS. :: irene marsilla/
Moltó y Puchol II, durante una visita a la redacción de LAS PROVINCIAS. :: irene marsilla

Hoy se darán cita en la localidad las grandes figuras de la historia de la pilota y también estarán Puchol II y Moltó, los campeones individuales

JOSÉ A. MONTAGUDO

valencia. 4 de diciembre de 1976. En primera instancia, Rovellet y Peris contra Antoniet d'Almassora y Roget de Riola. A continuación, El Genovés y Carboneret contra Eusebio, Xatet II y Gómez. Este fue el cartel de la inauguración oficial del trinquet de Pedreguer. Tres semanas antes hubo otra puesta de largo, esta para los vecinos del pueblo, en la que se disputaron tres encuentros protagonizados por pilotaris no profesionales de la zona. En las dos ocasiones, el recinto se quedó pequeño y hubo que ocupar buena parte de la escala para alojar a los presentes. Había espacio para la ferida y a duras penas.

Hoy también habrá lleno en la cancha de Pedreguer. Y la 'trinquetà' volverá a pasar a los anales de la historia del deporte de los valencianos por la ocasión, la conmemoración de sus cuatro décadas de vida, y porque se congregarán buena parte de las figuras del primer cartel y muchas otras que han pisado sus losas, escogidas con mimo en Monòver, en estos cuarenta años. La tarea de reunir a tantos pilotaris de ayer y hoy, según explica el actual trinqueter Raúl Ivars, ha sido laboriosa pero al mismo tiempo fácil. «Los que no han podido venir ha sido por cuestión de edad y salud principalmente. Los demás invitados se mostraron encantados en cuanto les conté qué estábamos preparando», señala Ivars. Además, no solamente estará representada la escala i corda profesional. También serán partícipes leyendas del raspall como los componentes de la saga de los Malonda, Waldo o Gorxa, entre otros.

Un programa emotivo

Como la ocasión lo requiere, durante la tarde se sucederán actos emotivos y algunos parlamentos. Pero Raúl Ivars ha priorizado lo deportivo. «Es una jornada para el recuerdo aunque hemos querido que el punto álgido sean las partidas, como ha sucedido durante todo este tiempo. Porque las personas pasan, las autoridades, trinqueters y demás. Pero lo que perdura en el recuerdo son las partidas y las hazañas de los pilotaris», explica.

Hoy también se jugarán dos partidas y de nuevo se ha requerido la presencia de varios de los mejores del momento. Además se ha dado preferencia a los jugadores de la Marina o incluso locales como Pere y Jeffry. El mitger es un primer espada incuestionable. El resto de raspall trabaja para serlo. Pero en su casa es capaz de hacerle frente al más pintado.

El principal reclamo, sin embargo, es la presencia de los campeones individuales Puchol II y Moltó. El escaleter de Vinalesa sigue acaparando titulares por su impresionante racha de triunfos y por nuevos retos como el órdago que le ha lanzado el propietario de Pelayo, José Luis López. El mecenas quiere que Puchol II siga los pasos de otros que marcaron una época y le ha confeccionado una partida 'contra tres triats', caso de Pere Roc II, Jesús y Carlos. Será el 7 de enero en la Catedral.

La dificultad no acaba aquí. Puchol II jugará con Conillet. El joven de Orba está en gran momento y cada vez aparece con mayor frecuencia en citas relevantes, pero en la punta. Aún no se ha destapado como mitger. Y por si fuera poco, tendrá que salir en cada juego del resto desde la cuerda. López ha prometido a Puchol II, si gana, un viaje pagado a la Antártida. O lo que es lo mismo, donde escoja el pilotari para ir acompañado de su pareja. Además tendrá una bolsa importante por jugar.