MOTO3

Remontada agridulce de Canet

Arón Canet rueda en el inicio de la carrera de ayer. / efe/epa/ filip singer
Arón Canet rueda en el inicio de la carrera de ayer. / efe/epa/ filip singer

El valenciano sale el 22 y llega a comandar la carrera pero cede el liderato del Mundial | El de Corbera concluye tercero tras verse superado en la última vuelta por Dalla Porta, que ahora encabeza la general, y Ramírez

MOISÉS RODRÍGUEZ

Arón Canet estaba muy serio en el podio de Sachsenring. La cabeza le daba vueltas. Su brutal remontada, de esas de las que suelen llevar la firma de autor de un futurible campeón del mundo, tuvo un regusto agridulce. Salir el 22 y acabar tercero es una gesta con mayúsculas. Remontar 12 puestos en cinco vueltas al circuito más corto del Mundial enfatiza en el aspecto heroico de la actuación. Pero en la columna del debe le queda al valenciano que salió tan retrasado por un error de estrategia el sábado, que a pocos metros de la bandera a cuadros iba primero y, sobre todo, que no se va de vacaciones como líder.

«Le había dicho a un amigo argentino que si quedaba más atrás del décimo no volvía», desveló medio en broma en el micrófono de Dazn. Para un piloto supersticioso como Arón Canet y un equipo como el de Max Biaggi que lo es aún más no ayuda estadística de que desde 2015, quien sale líder de Sachsenring en la categoría pequeña se corona campeón. Así ocurrió con Kent, Binder, Mir y, el año pasado, Jorge Martín.

A favor de Canet está todo lo demás. Después de dos fines de semana para olvidar, el de Assen y este en Alemania, el valenciano minimizó daños en sólo cinco giros, en menos de 25 kilómetros. Cuando restaba esa distancia para irse de vacaciones, era el 15 y Dalla Porta lideraba la carrera. Ese resultado sí hubiera escocido. O un cero, que rondó en varios lances.

Sergio García vuelve a acabar en los puntos mientras un discreto Masià se queda fuera

En la primera vuelta, sin ir más lejos, cuando se cayeron Gabriel Rodrigo y Alonso López y Canet los esquivó de milagro. O cuando llegó a tocarse con Arbolino cuando ya había decidido jugársela a cara o cruz. «He pensado que iba a sacar el Canet de verdad, y que fuera lo que tuviera que ser», señalaba después de la carrera el valenciano.

Hasta entonces había transitado en el segundo grupo, sin conseguir progresar hasta los siete que se estaban jugando la victoria. Atascado igual que otro valenciano, Jaume Masià, que ha transitado fuera de los puntos durante todo el fin de semana del GP de Alemania. Así acabó el de Algemesí, que este año no tiene la presión del título.

Pero Canet sí. Se quedó una temporada más en Moto3 con el Mundial como único objetivo antes de subir en 2020 a Moto2. No podía permitirse un resultado mediocre antes de irse de vacaciones, justo en el momento en que empiezan a moverse las piezas que conformarán las parrillas de marzo en Catar.

«Hemos tenido todo el fin de semana un problema en la rueda trasera, pero cuando la moto se ha vaciado de gasolina me he sentido muy a gusto sobre ella», indicó Canet. Y cuando tuvo feeling con su montura, el valenciano cabalgó sin descanso. El toque con Arbolino no le hizo ser más prudente. Al contrario. Se la siguió jugando.

Llegaron esas cinco últimas vueltas. Legendarias. Si Canet gana este Mundial, será en parte por si exhibición en Sachsenring. A lo Márquez cuando se cayó en Estoril, no soltó la moto, se levantó y acabó ganando. Aquel año se coronó en 125. El valenciano es de esa pasta de pilotos que llevan la combatibidad hasta las últimas consecuencias. Volvió a tocarse, esta vez con Sasaki, antes de irrumpir en el grupo de cabeza. Y ahí pudo ganar pero los dos pilotos de Leopard hicieron una perfecta labor de equipo.

Dalla Porta y Marcos Ramírez, que intentó romper la carrera al inicio, le pasaron en la recta de atrás. Ese segundo puesto del andaluz impidió que Canet mantuviera el liderato. «En KTM están trabajando, pero ahora mismo la moto está detrás de la Honda. Si no se solventa esto habrá que compensarlo con el pilotaje», desliza el valenciano, satisfecho a medias. Sí lo estaba otro piloto de la Comunitat, Sergio García, que volvió a puntuar. Y Carlos Tatay, podio en las dos carreras del fin de semana en la Red Bull Rookies Cup, que sigue liderando.

Más