Blatter denuncia «las vergonzosas escenas de violencia y racismo» en la Liga Europa

Árbitros retiran el plátano gigante lanzado por hinchas del Feyenoord a Gervinho, de la Roma. /
Árbitros retiran el plátano gigante lanzado por hinchas del Feyenoord a Gervinho, de la Roma.

FIFA y UEFA se comprometieron a endurecer las sanciones por hechos como los acontecidos el jueves en Kiev y Rotterdam

COLPISA/AFPPARÍS

Joseph Blatter, presidente de la FIFA, denunció este viernes en Twitter las escenas «vergonzosas de violencia y racismo», en referencia a los incidentes en los partidos de la Liga Europa celebrados el jueves en Kiev y Rotterdam, imágenes que la UEFA no puede tolerar.

«Escenas vergonzosas de violencia y racismo por la noche. Todos los órganos del fútbol deben implementar las resoluciones contra la discriminación aprobadas en el Congreso de la FIFA en 2013», escribió el presidente del fútbol mundial.

Expediente al Leverkusen por una pancarta contra el Frente Atlético

La UEFA ha anunciado que investigará y castigará al Bayer Leverkusen por la pancarta que mostraron algunos de sus seguidores en el encuentro ante el Atlético de Madrid. Los hinchas más radicales del club alemán enseñaron el siguiente mensaje en uno de los fondos: «Lanzadores de botella, asesino, hijos de puta, Frente»; en referencia al grupo ultra rojiblanco.

El máximo responsable del fútbol europeo alega que hubo una «pancarta ilegal» y remite al artículo 16 (2, e). del código de disciplina UEFA, que establece que «asociaciones y clubes son responsables del comportamiento inapropiado de parte de sus aficionados y pueden ser objeto de medidas disciplinarias y directivas, aunque puedan demostrar que no hubo negligencias en la organización del partido».

En concreto, se alude al «uso de palabras u objetos para transmitir cualquier mensaje que no encaje con el deporte, concretamente políticos, ideológicos, religiosos, ofensivos o provocativos».

Entre las medidas que puede aplicar la UEFA, la que parece más probable es un cierre parcial de la grada del BayArena. Hace casi un año, el Bayern de Múnich recibió esa sanción por mostrar una pancarta homófoba, sanción que fue acompañada de una multa económica de 10.000 euros. El Real Madrid también fue obligado a clausurar parte de su estadio después de que un grupo de hinchas enseñara un símbolo ultra en la ida de semifinales contra el equipo bávaro. El cierre parcial del Bernabéu tuvo lugar frente al Basilea, en el primer partido en casa de la actual edición de la Champonsk, y además el Real Madrid tuvo que situar pancartas contra el racismo en las zonas del estadio señaladas.

El Congreso de la FIFA adoptó el 31 de mayo de 2013 en Isla Mauricio una resolución para endurecer las sanciones por racismo, incluyendo la retirada de puntos o de la competición, incluso el descenso de categoría.

La instancia disciplinaria de la UEFA abrió este viernes un procedimiento contra el Dinamo Kiev, por, entre otras cosas, invasión del campo por aficionados, uso de gases, lanzamiento de botes de humo y objetos, además de obstaculizar y bloquear las escaleras. Este dossier será examinado el 4 de marzo.

Gianni Infantino, secretario general de la UEFA, indicó este viernes que la organización no puede tolerar estas «escenas de violencia y racismo». «Desafortunadamente, hemos sido testigos de escenas de racismo y violencia en los estadios que ni la UEFA ni los verdaderos aficionados al fútbol pueden tolerar», se lamentó Infantino durante el sorteo de los octavos de final de la Europa League celebrado en la sede de la UEFA en Nyon (Suiza).«Por eso hacemos un llamamiento a todos los participantes para unirse y poner fin a estas imágenes deplorables que no queremos volver a ver», pidió el secretario general de la instancia europea.

«Imágenes deplorables»

La noche del jueves, el final del partido entre Dinamo Kiev y Guingamp fue escenario de una invasión de la pista de atletismo que rodea el campo por aficionados ucranianos, lo que obligó al árbitro a parar el partido durante diez minutos.

Los aficionados se dirigían de forma amenazante hacia las gradas donde estaban los hinchas del club francés, quienes rápidamente abandonaron el estadio, mientras que los aficionados del Dinamo se liaban a golpes con el personal del estadio.

El encuentro Feyenoord-Roma, disputado en Rotterdam, fue también interrumpido en dos ocasiones a causa de los objetos lanzados sobre el terreno de juego por aficionados holandeses. El encuentro era de alto riesgo debido a los actos de vandalismo que hinchas del Feyenoord protagonizaron en Roma durante el encuentro de ida.

El lanzamiento de un plátano gigante a las filas italianas fue un acto de clara connotación racista contra los jugadores de color del equipo romano.

Lógicamente, el Comité de Disciplina, independiente de la UEFA, deberá abrir varios procedimientos después de estos incidentes.