El ‘santo’ de Casillas y el chollo de Pinto

Casillas celebra la victoria del Real Madrid en la final de la Copa del Rey/
Casillas celebra la victoria del Real Madrid en la final de la Copa del Rey

El ángel protector del portero blanco volvió a aparecer, en el minuto 89, y el azulgrana se tragó pronto el primer disparo entre palos

AMADOR GÓMEZMadrid

Ante la escasez de profundidad y remate del Barça, Casillas sufrió muy poco en Mestalla y, aunque al noveno partido no pudo evitar encajar su primer gol en la Copa de 2014, volvió a tener santo, en el disparo al poste de Neymar en el minuto 89. El ángel protector de Casillas volvió a aparecer en el momento crucial. Con Pinto, sin embargo, fue demasiado fácil para el Real Madrid. Tras fallar también en la salida ante el impresionante golazo de Bale, en el tercer disparo blanco a portería, en el primero entre los tres palos en el que tuvo que intervenir el portero gaditano, Pinto se la tragó.

Con la mano blanda al zurdazo raso de Di María, Pinto ofreció una muestra más de su inseguridad y encajó, bastante más pronto de lo que hubiera soñado cualquier madridista, un gol evitable. De inmediato, surgió el recuerdo de Víctor Valdés, porque seguramente el catalán no se lo hubiera comido. De nada le sirvieron en ese momento a Pinto las prácticas de meditación que dice que le ayudan para el fútbol, porque no estuvo contundente en una acción tan decisiva. Casillas tampoco pudo ejercer de salvador en el empate, porque el genial cabezazo de Bartra, tan ajustado al palo, fue imposible de atajar para Iker... y para cualquier otro cancerbero. En cambio, el palo le acompañó en otra triunfal final para Casillas.

El portero y capitán del Real Madrid no pudo cerrar la Copa con un récord de imbatibilidad absoluto en el torneo, aunque apenas tuvo trabajo, ya que el equipo de Martino se negó a disparar desde fuera del área hasta los 65 minutos. Se atrevió Bartra. Sólo tres minutos después, el joven central catalán puso fin a la racha de Casillas. A Pinto, en cambio, consciente el Madrid de que este portero no es digno de la grandeza del Barça y es un chollo como rival, siempre intentaron poner a prueba los blancos, sobre todo Bale, que se hartó de disparar al guardameta culé, hasta que acabó por rematarle. A él... y al Barça.