Blanca, Ricardo y Ximo, los arquitectos de un circuito de récord

Gelete Burka, ganadora en categoría femenina. / manuel molines
Gelete Burka, ganadora en categoría femenina. / manuel molines

«Después de lograr la mejor marca en categoría femenina, cambiar el trazado para el Mundial ya fue un gran reto», reconocen

LOURDES MARTÍ

valencia. Blanca Iribas, Ricardo Íñiguez y Ximo Navarro se abrazaron al ritmo de la última zancada de Abraham Kiptum. El 58:23 logrado por el keniano es también un poco de ellos. De los diseñadores del trazado valenciano: «Es un trabajo de un año para un día, con nuestras dudas, esfuerzo, trabajo, lo que supone la homologación, todo lo que pasa antes de este día es un auténtico maratón», comentaba Ximo. Él e Íñigo llevan más de 30 años en el diseño de un trazado que cada vez se supera más. «Esto siempre es rizar el rizo, nunca estamos conformes con lo que tenemos, cada vez se pide más», comentan. Silvia hace tres años que se sumó al equipo: «El atletismo no es para nada un deporte individual todo es posible al trabajo que hay detrás de cada prueba».

El nuevo trazado del Medio Maratón Valencia Trinidad Alfonso EDP está inspirado en el Mundial. El hecho de convertir en todavía más rápido el circuito de 2017 donde se consiguió el récord femenino del mundo supuso un gran esfuerzo: «Después de lograr la mejor marca en categoría femenina en la historia, cambiar el trazado para el Mundial ya fue un gran reto», comenta Ximo. Los 'retoques' para la cita de ayer, la comprobaron los propios atletas: «Hacía años que no sentía que iba totalmente en llano, no sabía si estaba subiendo o bajando», comentaba el español Abadía tras su participación en la carrera.

Aunque esperan que el actual trazado «se mantenga unos cinco años por lo menos...» auguran «sorpresas» para el maratón: «Ya veremos. En esta ocasión, aunque las últimas horas siempre son de muchísimo trabajo, hemos mantenido un 90% del diseño del Mundial por lo que estábamos más o menos tranquilos, aunque por supuesto al ser la primera vez siempre hay nervios como es lógico», comentan. Lo cierto es que ni para Blanca, Ximo ni Ricardo Valencia tiene secretos: «No conocemos cada rincón, cada bache...». ¿Su peor enemigo?: «Las obras. Cuando empiezan nos enteramos enseguida y vemos en qué va a variar la situación».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos