Los famosos salvan la telerrealidad

Jorge Javier Vázquez declara al concursante Omar Montes ganador de 'Supervivientes 2019'. / mediaset
Jorge Javier Vázquez declara al concursante Omar Montes ganador de 'Supervivientes 2019'. / mediaset

Los concursos protagonizados por personajes del papel cuché, como 'Supervivientes' o 'Gran Hermano VIP',se han convertido en los espacios más seguidos de la temporada

JUANFRAN MORENO

Cuando Telecinco canceló la última edición de anónimos de 'Gran Hermano' muchos predijeron el final de la telerrealidad en nuestro país. Sin embargo, pocos pensaron que los 'realities' renacerían hasta alcanzar cuotas más acordes a otras épocas televisivas. La cadena encontró en los concursos con famosos de perfil bajo -a excepción de Isabel Pantoja- su mayor filón para liderar las audiencias. Y el mejor antídoto para frenar el escape de los espectadores hacia plataformas bajo demanda como Netflix, HBO o Amazon Prime Video.

La última edición de 'Supervivientes' ha sido el mayor ejemplo. El programa producido por Bulldog TV ha cerrado con una media del 33,7% de cuota de pantalla y 3.511.000 espectadores durante las trece galas, lo que le convierte en el programa con mejor 'share' del curso. Además, mejora en 4,5 puntos los resultados de la temporada anterior, cuya victoria fue para Sofía Suescun. La final emitida el jueves 18 de junio, en la que se proclamó a Omar Montes como flamante ganador, alcanzó un 40,6% de cuota y 4.103.000 seguidores.

Unas grandes audiencias que se han trasladado a Cuatro. Desde este año, el grupo inauguró lo que denominaron 'televisión transversal', o lo que es lo mismo, la emisión de los contenidos más competitivos de Telecinco en otros canales de Mediaset. Según datos facilitados por la cadena, el espacio 'Supervivientes: tierra de nadie', que presentó Carlos Sobera en la noche de los martes, se convirtió en el programa con mejor cuota de la historia de Cuatro al reunir de media un 22,3% de 'share' y 2.452.000 espectadores. En otras palabras: el 'reality show' casi cuadriplicó las habituales audiencias del canal rojo, que en junio cerró el mes con un 6% frente al 6,7% que marcó La Sexta.

El formato 'Supervivientes' llegó a España en el año 2000. En aquel momento, Telecinco emitió las dos primeras ediciones con participantes anónimos. Tras un periplo de cuatro años por Antena 3 bajo el nombre de 'La isla de los famosos', el programa regresó a Mediaset... hasta hoy. Pese a la fragmentación televisiva, la edición de 2019 se ha convertido en una de las más vistas de su historia.

Cae el consumo lineal

El buen rendimiento de los formatos de telerrealidad contrasta con la disminución del seguimiento de la televisión en abierto en favor de las plataformas bajo demanda. Según un informe de GECA, en 2018 se registró el peor dato del consumo diario de tele de la década, con 228 minutos por espectador, y achacaba la causa de la caída al retraso del horario del inicio del 'prime time' español.

Pese a ello, los grandes formatos de entretenimiento, con los que todavía no pueden competir las plataformas, mantienen viva la tele española en abierto. Junto a 'Supervivientes 2019', Telecinco también ha ofrecido esta temporada otros espacios de telerrealidad como 'Gran Hermano VIP' (29,7% de media en su última edición) o 'Gran Hermano Dúo' (26,4%), que se han convertido en pilares fundamentales de la programación diaria de Mediaset.

Y en septiembre, la cadena volverá a abrir la casa de Guadalix de la Sierra para seguir explotando su gallina de los huevos de oro junto a su presentador estrella, el polifácetico Jorge Javier Vázquez. De momento, ya suenan los nombres de los primeros concursantes, entre los que se encuentran las colaboradoras de 'Sálvame' Mila Ximénez y Anabel Pantoja.