«No se soluciona la falta de medios y personal»

«El cierre por las tardes de la biblioteca Pilar Faus de Valencia es consecuencia de que no hay un proyecto para las bibliotecas. Se necesita un plan de cuatro u ocho años que ponga remedio a la falta de medios y de técnicos de unas instituciones que permiten el acceso a la comunicación, lo que es un derecho democrático», reivindica Amparo Pons, presidenta de esta entidad. Hasta el punto han puesto sobre la mesa sus reclamaciones que denuncian, además, que no hay un mapa de bibliotecas de la Comunitat. Pero aún va un paso más allá, critica que la subdirección general del Libro, de la que dependen estos espacios, se haya amortizado la plaza del inspector que velaba por el cumplimiento de la normativa.