Il Divo provoca el delirio en Valencia tras hacer esperar al público más de dos horas

Il Divo provoca el delirio en Valencia tras hacer esperar al público más de dos horas

La actuación comenzó con un considerable retraso y provocó una sonora pitada

EFE VALENCIA

El concierto ofrecido anoche por Il Divo en Valencia hizo disfrutar a un público entregado desde la primera canción y que en algunos momentos alcanzó el delirio, dando así por buenas las dos horas de retraso con que comenzó la actuación.

En el pabellón de la Fonteta, los cuatro cantantes de Il Divo presentaron «Timeless», su último trabajo discográfico, aunque en las dos horas largas que duró su actuación ofrecieron también los temas más populares de una larga trayectoria musical que se prolonga ya 15 años.

Más información de Il Divo

Desde antes de las 18.00 horas del viernes, miles de espectadores esperaron pacientemente en largas colas esperando que abrieran las puertas del Pabellón de la Fuente de San Luis para asistir a un concierto anunciado para las 20.00 horas.

El público empezó a impacientarse cuando a las 20.00 horas se comunicó (con carteles en las puertas de acceso) que, por problemas de producción (retrasos en el montaje de escenario y equipos de sonido y la correspondiente prueba de sonido), la entrada al pabellón se haría a partir de las 21.15 horas y que el inicio del concierto se posponía hasta las 22.00 horas.

Sonora pitada

Los asistentes, que aguantaron estoicamente de pie en la calle la larga espera lanzaron una sonora pitada cuando, sentados ya en sus asientos y poco antes de la diez de la noche, un presentador anunció que en pocos minutos comenzaría el concierto.

Pero fue aparecer en el escenario Carlos Marín, Urs Bühler, Sebastien Izambard y David Miller, los cuatro componentes de Il Divo, y desaparecer el enfado de los espectadores, hombres y mujeres en su mayoría de 40 y 50 años (o más), que recibieron con un cálido aplauso a los protagonistas de la noche.

Con una videocreación de presentación en blanco y negro y estética vintage, los componentes de Il Divo interpretaron «Hola«, uno de los temas de Timeless, el disco con el que conmemoran 15 años de trayectoria musical, un periodo en el que han lanzado una docena discos (de estudio y recopilaciones) y han vendido unos 40 millones de ejemplares.

En la primera parte del concierto se fueron alternando canciones de repertorio como Ancore; arias de ópera, como la de Tamino de la Flauta Mágica, de Mozart, o temas como «Angels«, que popularizó Robbie Williams, y »Come what may« (»Nunca me he sentido así«).

Dos de las canciones más aplaudida por el público fueron la versión de Love me tender, de Elvis Presley, y Granada, de Agustín Lara. Entre ambas, la popular Quién será (del álbum Amor & Pasión) y para finalizar Mi corazón seguirá adelante (My heart Will go on), el tema principal de la película Titanic.

Temas de cine

En la segunda parte volvieron de nuevo los temas de películas románticas que han marcado diferentes épocas y que son el eje de su nuevo álbum, como el tema principal de Love story, La sombra del amor (Ghost), Tu y yo (Tal como éramos) y El guardaespaldas, de la inolvidable Whitney Houston.

El público también se deleitó con una versión de What a wonderful world (Qué bonito es vivir, el tema que inmortalizó Louis Armstrong) y con el aria de Tonio en la ópera Plagliacci (Payasos), de Leoncavallo.

Al final, la larga espera hasta que se inició el concierto valió la pena, ya que los integrantes de Il Divo, que aseguraron que «siempre habrá un tiempo y un lugar para nosotros», se prodigaron en propinas ante un público entregado y enfervorizado, que llenó el aforo de la Fonteta.

Fotos

Vídeos