La Diputación de Valencia trocea la cultura

Una banda de música valenciana. /LP
Una banda de música valenciana. / LP

La cartera de Xavier Rius se vacía, Glòria Tello asume el Escalante, el MuVIM y los Premios Iturbi mientras cargos del PSPV gestionan Bandas de Música, Patrimonio y Restauración de Bienes

Carmen Velasco
CARMEN VELASCOValencia

Trocear tiene dos acepciones en el diccionario de la Real Academia Española. La primera: «Dividir en trozos». La segunda: «Inutilizar un proyectil abandonado haciéndolo explotar». ¿Es la cultura la bala o la munición para partir, cortar, dividir, desmenuzar y despedazar? Depende de a quién se formule la pregunta. La Diputación de Valencia ha apostado por el reparto de las competencias culturales en la presente legislatura. Así, la gestión artística y patrimonial está en varias manos, mejor dicho, en las manos de seis diputados diferentes (tres de Compromís y tres del PSPV). Antes no fue así. En el anterior ejercicio, el área de Cultura a cargo de la corporación provincial fue asumida por tres diputados: Xavier Rius (Compromís) se apropió de la gestión cultural en bloque; la administración de los teatros recayó en Rosa Pérez-Garijo (EU), y Patrimonio fue materia para Pepe Ruiz (PSPV).

Dos diputados se reparten las cuestiones musicales

¿Cómo se presentan los próximos cuatro años? Todo se ha fragmentado más. El bloque homogéneo a cargo de Rius, cuya cartera se ha vaciado, se ha desglosado. Se ha llevado el reparto a tal extremo que incluso las competencias musicales de la Diputación se han partido. Así, la persona que gestiona las bandas de música (Jordi Mayor) no es la misma ni del mismo partido que la responsable (Glòria Tello) de los Premios Iturbi. ¿Cómo se explica que las cuestiones musicales se dividan? La versión oficial: «Se han ajustado las competencias al perfil de cada diputado», según fuentes oficiales de la Diputación. Jordi Mayor es músico y Tello es la actual presidenta del Palau de la Música. La realidad: la negociación política; las cuotas partidistas hacen el resto en una Diputación en la que 26 de de los 31diputados son nuevos.

Gestión cultural 2015-2019

Diputado

Xavier Rius

Texto alternativo

Cultura. Gestionaba el MuVIM, el Museo de Etnología, el Museo de Prehistoria, la Institució Alfons el Magnànim, bandas de música y premios Iturbi.

Administración Gerenal y Patrimonio

Pepe Ruiz

Texto alternativo

Bajo su mandato se abandonó el edificio donde durante 30 años el Escalante desplegó su programación teatral.

Inclusión Social y Memoria Histórica

Rosa Pérez Garijo

Texto alternativo

Durante su etapa se eligió a Josep Policarpo como director artístico del Teatro Escalante

Gestión cultural 2019-2023

Xavier Rius

Texto alternativo

Se queda con Promoción Cultural y los museos de Prehistoria y Etnología

Glòria Tello

Texto alternativo

Asume la gestión del MuVIM, Teatros y los Premios Iturbi

Mª Josep Amigó

Texto alternativo

La Institució Alfons el Magnànim recae sobre la vicepresidenta

Jordi Mayor

Texto alternativo

Asume la materia de Turismo y Bandas de Música

Andreu Salom

Texto alternativo

Diputado del Patrimonio y responsable de la imprenta

Fernández Bielsa

Texto alternativo

El vicepresidente gestionará Restauración de Bienes

En la anterior legislatura, la materia musical dependía de Xavier Rius, a quien se le ha despojado de importantes competencias. Ahora no es diputado de Cultura, sino que lo es de Promoción Cultural y Museos y Gestión Cultural. Cambia la nomenclatura y también su influencia. Ya no gestionará la Institució Alfons el Magnànim, que recae en la vicepresidenta Maria Josep Amigó (Compromís), quien pretende crear un consorcio con la Generalitat para la entidad editora, como publicó LAS PROVINCIAS; ni tampoco el MuVIM, que pasará a manos de Glòria Tello. En el caso del principal museo de la Diputación, el PP denunció a Rius por prevaricación y falsedad documental en la adjudicación de una serie de catálogos para el MuVIM. La querella fue archivada, aunque la Audiencia de Valencia ha ordenado la reapertura de la investigación.

Las obras del Escalante, que no tiene director artístico, deambulan por salas de teatro privadas

Glòria Tello está al frente de dos de las principales instituciones de la Diputación: el MuVIM y el Escalante. Ninguna de las dos atraviesan su mejor momento. El centro que dirige Rafael Company se ha quedado sin librería y cafetería y cerrará a partir del 9 de septiembre por al menos cuatro meses para ejecutar las obras de climatización. El proyecto teatral, por su parte, deambula desde octubre de 2016 por salas privadas, carece de sede estable (después de que la Diputación dejara el espacio de la calle Landerer, que fue sede del Escalante durante 30 años, ante el informe de Patrimonio que alertaba de daños estructurales en el edificio) y carece de responsable artístico (Josep Policarpo ha concluido su contrato sin que se haya buscado relevo).

El PSPV también se queda con materia cultural. En la anterior legislatura Pepe Ruiz ostentó Patrimonio y Restauración de Bienes, competencias que se dividen. Así, Patrimonio pasa a Andreu Salom y Restauración recae en al vicepresidente Carlos Fernández Bielsa.

El presidente Toni Gaspar se queda con Asuntos Taurinos

Los toros saltó al debate electoral en los últimos comicios cuando el Ateneo Mercantil acogió una jornada en el que los partidos se posicionaron. En la nueva estructura de la Diputación de Valencia ha desaparecido el diputado de Asuntos Taurinos como tal. En la anterior legislatura ostentó la competencia Toni Gaspar que asumió también la presidencia de la institución tras la salida de Jorge Rodríguez. En los próximos años, la explotación de la Plaza de Toros de Valencia y los asuntos taurinos corresponde al presidente Toni Gaspar.

Más sobre la Diputación de Valencia