Utiel estalla por los cortes de agua

Uno de los operarios trabaja en la detección de la avería general. / lp
Uno de los operarios trabaja en la detección de la avería general. / lp

Los hosteleros pierden clientes ante los cortes de agua mientras el Consistorio sigue trabajando para dar con una solución | Vecinos y comercios critican al Ayuntamiento tras una semana con medio suministro

UISO CRESPOUTIEL.

Los constantes cortes de agua que están sufriendo los vecinos de Utiel están marcando un verano intenso en el Ayuntamiento. Una situación derivada de unos problemas técnicos detectados en el pozo de abastecimiento general que tuvieron lugar hace varias semanas.

Ante tales circunstancias se convocó un Pleno Extraordinario para poder tomar una decisión y así recuperar en la mayor brevedad posible las condiciones habituales con respecto al agua. Se optó por crear un nuevo pozo porque, según fuentes municipales, tenía un coste similar al que supondría reparar el actual, además de que el auxiliar no permite abastecer a todo el municipio.

A día de hoy continúan trabajando en la construcción. Sin embargo, el paso de los días obligó al consistorio a tomar la decisión de acudir a pozos privados para subsanar la falta de caudal. Para ello les solicitó a unos vecinos que disponen de una finca agraria la posibilidad de conectarse a su pozo. Lo que impide comenzar esta operación es la espera de los resultados de los análisis que determinan la calidad del agua, según las mismas fuentes.

Hasta que no se conozcan los resultados de la calidad del agua no se podrán emplear los pozos privados

El domingo se vivió una jornada alarmante en la mayoría de establecimientos ante la rotura de la tubería general, lo que desató la alarma en esta localidad. Por este motivo tuvieron que emplear dos cubas de agua para el uso doméstico.

La realidad a día de hoy es que los vecinos apenas cuentan con aproximadamente seis horas de agua a lo largo del día. Este periodo se establece en cada jornada, pese a que en algunos de los días recientes se avisó sin apenas antelación a los vecinos de los cortes de suministro, algo que no gustó a algunos de ellos.

Alarma en el sector hostelero

Algunos bares manifestaron a LAS PROVINCIAS su malestar ante el devenir de los acontecimientos. Han perdido clientes y otros se han marchado malhumorados ante las condiciones que les podían ofrecer debido a la escasa agua. «El domingo fue caótico con la operación salida. Tuvimos que llamar de urgencia para que nos trajeran agua», señalaban desde un restaurante. Se vieron obligados a contratar un camión cisterna lo más rápidamente posible para poder atender a los comensales. «Está afectando mucho. Hemos tenido que acoplar la cafetera a las garrafas», apuntaban desde otro local de esta localidad.

Las circunstancias les obligaron a cerrar los urinarios, lo que desató un malestar entre los clientes que se mostraron cabreados ante esta decisión, según aseguran desde los diferentes establecimientos consultados por este periódico.

El Ayuntamiento informa a través de su cuenta de Facebook de las novedades que van sucediendo para que los vecinos estén al corriente y sepan cuando van a tener agua.