Mariano Navarro Serer, jefe de Psicoemergencias de la Comunitat: «Las reacciones cambian si es un acto terrorista»

Mariano Navarro. / lp
Mariano Navarro. / lp

El psicólogo subraya que las víctimas pueden sentir un fuerte deseo de venganza, por lo que se les complica aceptar la realidad

Juan Sanchis
JUAN SANCHISValencia

Mariano Navarro es el jefe de Psicoemergencias de la Comunitat, una unidad que existe desde hace 18 años. Su objetivo es ofrecer atención inmediata a las víctimas y familiares en catástrofes de mayor o menor envergadura. Ha intervenido en los atentados del 11M o en el accidente del metro de Valencia.

-¿Se ocupan sólo de grandes catástrofes?

- No. Una catástrofe para una persona puede ser perder un hijo en un accidente de tráfico. En Madrid hay desde hace años un SAMU Psicológico que hace frente a estas necesidades.

- ¿Cuándo se les llama?

- Mi equipo puede ser activado en cualquier momento. Nuestra disponibilidad es de 24 horas al día. Hasta el momento y en base a los acuerdos firmados nuestra presencia se demanda ante situaciones críticas cuyo nivel de afectación implica a un número significativo de víctimas. Nos ponemos a las órdenes de Puesto de Mando Avanzado y a partir de ahí establecer en primer lugar un CAF (Centro de Atención a Familiares), con el fin de ir recibiéndolos y atender sus necesidades inmediatas.

- ¿Qué tipo de situaciones se suelen encontrar?

- Son situaciones de alto impacto emocional. Nos encontramos con una gran cantidad de personas que llegan buscando a sus seres queridos. Es a partir de aquí donde solemos empezar a trabajar recogiendo a estas personas e iniciando un proceso de acompañamiento indeterminado en el tiempo hasta que se les puede dar información sobre los suyos.

- ¿Cuál es su labor?

- Las necesidades de las víctimas pueden ir cambiando. Necesitan alguien al lado que les pueda servir como soporte y les ayude a interpretar lo vivido desde una base real. La prestación de los primeros auxilios psicológicos se convierte en una necesidad prioritaria en la atención a las víctimas de una catástrofe o de una situación altamente traumática.

- ¿Hay un protocolo estándar o cada caso es diferente?

- No existen fórmulas magistrales, aunque partamos de la necesidad de aplicar un protocolo marcado por la presencia de las premisas básicas de la Relación de Ayuda, cada caso se convierte en caso único. Y esto no se explica de otra forma que bajo la realidad de que todas las personas somos similares en algunas cosas pero muy diferentes en otras, de ahí el concepto de 'diferencias individuales'.

-O sea, que cada caso es distinto.

- Lo que nos puede servir para aplicar y ayudar a una familia no tiene por qué servirnos para ayudar a otra, no todo es tan sencillo. Lo básico es que nosotros 'estamos'. Y estar significa dar presencia y soporte a alguien que sin ningún tipo de dudas puede estar viviendo la experiencia más traumática de su vida; significa no abandonar, dar permiso para expresar su dolor sin miedo, acompañar dándole cobertura a sus necesidades básicas y a sus estados más complejos hasta que puedan de nuevo retomar el control de la situación.

- ¿Cambian las necesidades si es un acto terrorista?

- Las reacciones iniciales pueden ser muy similares, la evolución posterior no. Cuando la causa de la catástrofe se debe a la acción de terceras personas todo se complica, pueden surgir emociones muy intensas marcadas por el deseo de venganza con lo que se complica la aceptación de la realidad.

- ¿Es lo mismo atender a un niño que a un adulto?

- La atención de sus necesidades es fundamental. Vivimos en una sociedad donde nos cuesta aceptar que estas cosas pasan y como no nos gusta, no nos preocupamos en educar a los niños explicándoles que estas cosas pueden suceder por miedo a generarles un trauma. Pero cuando lo viven surgen en ellos también toda una serie de necesidades. El objetivo prioritario con los niños es proporcionarles señales de seguridad posterior para que no crean que su vida queda desestabilizada para siempre.

- ¿Cuáles han sido las circunstancias más complicadas que han vivido?

- A lo largo de los casi 20 años que llevamos funcionando hemos estado el 11-M en Madrid en 2004 y en el accidente de metro. Pero creemos que el número de activaciones podría aumentar si se oficializara la figura del Psicólogo de Emergencias.

- Es decir...

- Ha llegado ya el momento de que la Administración asuma nuestra función de forma oficial incorporándonos a los Servicios de Emergencia. De esta forma, estamos convencidos de que podríamos llegar más lejos en la labor de conseguir cuidar las heridas emocionales de quienes sufren cualquier tipo de experiencia traumática. Ese es nuestro objetivo final y por ello luchamos.