El plan que combate los retrasos para pasar por quirófano maquilla las esperas pero no las resuelve

D. G.VALENCIA.

Representantes de la Conselleria de Sanidad y de los sindicatos se reunieron ayer en el marco de la comisión que analiza los resultados del nuevo modelo de autoconcierto impulsado este año para atajar las listas de espera quirúrgica. Estos incentivos para que los profesionales acometan operaciones fuera del horario habitual (normalmente por la tarde) han logrado que en el primer semestre del año hayan pasado por quirófano bajo este nuevo modelo de autoconcierto 13.689 pacientes (apenas medio centenar más que el año pasado en el mismo periodo, pero con el modelo anterior). Así las cosas, estos planes maquillan los resultados, pero todavía más de 66.000 valencianos esperan una intervención (4.000 más que hace un año). En el encuentro, CSIF solicitó que el incremento económico previsto para los celadores se aplique con efectos retroactivos y el Sindicato Médico que se incluya rehabilitación.