Unidades de medida

ROSA BELMONTE

Hay quien se molesta porque Telecinco se inventara un 'Sálvame Okupa'. Que qué frivolidad, que muchos propietarios sufren que se metan en sus casas sin que se les proteja. Dices ratón y alguien se ofende. El otro día Pablo Casado hablaba ante unas 1.000 personas en Galicia y les planteó que se imaginaran que eran asesinados de ETA (la banda mató a 800). Como unidad de medida resulta gráfico. Menos gastado que los campos de fútbol como hectáreas. Lo criticaron por macabro. Tras el incendio de la catedral de Notre Dame, algunos plantearon la existencia de Dios o la gilipollez del destino cuando se quema Notre Dame y no La Almudena. O los puentes de Calatrava. Como hojas de perejil, oigan. Tampoco creo que su intención, más allá del chiste, sea que se queme La Almudena. En casa también hicimos ese comentario. La Almudena es lo primero que teníamos a mano como unidad de medida de la fealdad catedralicia. Cuánto drama por un chiste malo.