LOS POLÍTICOS CHACHIS

ROSA PALOOLGA AGÜEROROSA BELMONTE

Aveces me siento cerca de Ana Botella. De su pensamiento. A Spinoza lo dejo para otro día. En 2013 dijo que suprimiría las nuevas generaciones de los partidos. Nos hemos acordado de la muchachada por 'Falcón Viajes'. Pero vamos a ver, un partido cuyo presidente (Pablo Casado) tiene 38 años y cuyo secretario general (Teodoro García) tiene 34 para qué demonios necesita unas Nuevas Generaciones.

El populismo de todos (de todos) también es infantilismo. Y se esfuerzan en quedar como zopencos. Pedro Sánchez tiene un cómico como asesor que le da gracietas y juegos de palabras para discursos. Le dio «voxonaros» y no sé si es también el autor de «los tres temores», que Sánchez usa para PP, Ciudadanos y Vox. Cualquier día son los tres cerditos. A ver si se aclaran. Trifachito, tridente, derecha trifálica... Felipe González, al menos se distanció: «¿Nos vamos a tener que conformar entre un Gobierno Frankenstein o uno Francostein?». González no necesita cómico. Los de Podemos tampoco. Por sí solos son capaces de poner nombre a la izquierda en Madrid: Unidas Podemos Izquierda Unida Madrid en Pie. ¿Nadie ha visto 'Bailando con lobos'? ¿Nadie recuerda que Mary McDonnell se llama En pie con el puño en alto. Puestos a hacer el ridículo y ser consecuentes les ha faltado «con el puño en alto».

Pero temor, temor, dan los cinco. Los cinco temores con sus cinco nabos (no digo que prefiera a Lastra, Díaz Ayuso, Montero o Monasterio). Según Sánchez en Arona, «la buena gente no roba, insulta, miente ni espía». Por el PP. Ayer Máximo Huerta hablaba con María Patiño. «¿Te llamó Pedro Sánchez? ¿Se preocupó por ti?» (tras dimitir). «No». Se ve que le da al Paracetamol, que, según la Universidad de Ohio, puede reducir la empatía. Volviendo al infantilismo, Cayetana Álvarez de Toledo habla de «Cuentos de niños, cuentos de Vox». Y Alfonso Alonso, líder del PP vasco, además de reírse del arraigo de Celáa en Álava por su «bienes raíces» en la provincia y de decir que va a votar «en secreto» a Casado porque va a eliminar los impuestos de patrimonio, sucesiones y donaciones, soltó que los españoles la conocen porque sale en «los viernes chachis del Gobierno».

Y no han visto a Fernando López Miras, presidente murciano, dirigiéndose a un público adulto con un «¿Estáis orgullosos de ser españoles?». «Síiiii». «¿Cuánto?». «Muchooo?». «¿Mucho o muchísimo?». «Muchíiiiisimo». «¿Así o así?» (y abría los brazos). Y sin nariz roja. Esta es la gente a la que pretenden que votemos. También me siento como Liz Lemon (Tina Fey) en '30 Rock' cuando grita «Oh, Dios, jóvenes», antes de huir aterrada cuando ve por la calle a un grupo de veinteañeros inofensivos.