Falda obligatoria

ROSA BELMONTE

Las alumnas de un colegio concertado de Madrid pidieron llevar pantalones largos este curso en lugar de la faldita del uniforme. El Consejo Escolar decidió mantener su uso obligatorio. Un centro privado, como un restaurante con la corbata, puede decidir lo que le dé la gana sobre su vestimenta. Pero siendo un centro concertado (y, por tanto, recibiendo fondos públicos) quizá no. Lo más curioso del asunto es que el colegio ha añadido este año algunas prendas al uniforme y podría haber sumado el pantalón para ellas. Lo nuevo: sudadera de manga larga, polo de manga larga, parka y falda pantalón para las alumnas. ¡Falda pantalón! Yo entre una falda pantalón y que me anillen el cuello como a las mujeres jirafa prefiero lo último. Cuando Pilar Urbano estaba en una lista de secuestrables de ETA se compró una falda pantalón para estar más cómoda en el zulo. En ese colegio han vuelto a 1978. Lástima que no en los programas de estudio.