Conjura

ROSA BELMONTE

Durante el Gobierno de Rajoy, Gabriel Rufián parecía un agente del CNI. No podía decir todas esas cosas en serio y sin un objetivo secreto que se nos escapaba. Beatriz Talegón, pro catalanista de Madrid, no es diputada, pero también da la impresión de pertenecer a la siniestra conjura de los necios. El otro día preguntó en Twitter por «sitios republicanos en Madrid para alojarse, comer, tomar unas cañas». Que mire en 'La Guía del Ocio', a ver si salen. Carmen Calvo sí es algo. Profesora de Constitucional antes, vicepresidenta del Gobierno ahora. Dos cosas recientes (no damos abasto). Una: «Yo también trabajo en el ámbito privado muchos años. Soy funcionaria pública». Dos: «Nuestra Constitución no recoge la igualdad entre hombres y mujeres como lo hacen otras constituciones. Esto es injusto y poco democrático en el siglo XXI». Gila decía que había que pensar como el más listo y hablar como el más tonto. Va ser eso y nos la están colando.