160 aniversario de la Real Sociedad de Agricultura

160 aniversario de la Real Sociedad de Agricultura

En este año 2019 la Real Sociedad de Agricultura y Deporte de Valencia cumple los 160 años de su aniversario fundacional. Su longevidad y vitalidad se debe al haber sabido adaptar su actividad social a las nuevas perspectivas y exigencias de la época a lo largo de su historia. Dos principios destacaríamos de esta emblemática Sociedad: su valencianidad y su independencia.

En el pensamiento económico de los ilustrados de la segunda mitad del XVIII y del siglo XIX está presente la preocupación por la reforma agraria y el fomento y protección de la agricultura española. Testimonio de ello son el 'Plan de Reforma' del conde de Floridablanca (1771) que pretendía impulsar la agricultura, el 'Memorial Ajustado' (1784) de Pedro Rodríguez de Campomanes que proponía favorecer la propiedad familiar de la tierra, y el 'Informe de la Ley Agraria' (1795) del fisiócrata Gaspar Melchor de Jovellanos que recoge reflexiones sobre toda la problemática de las tierras de España y sus propuestas de reforma de las explotaciones agrarias.

En estos precedentes y en la filosofía de la señera Sociedad Económica Amigos del País está el origen de la decimonónica Sociedad Valenciana de Agricultura que recogía algunas de las preocupaciones de un grupo de prohombres sobre nuestra agricultura. El 'Acta Fundacional de la Real Sociedad de Agricultura' se aprobó el 24 de febrero de 1859 en el reinado de Isabel II y gobierno de O'Donnell. El primer firmante fue don José María Ferrandis Estruch que ocupaba interinamente el Gobierno Civil de Valencia. El primer presidente de la entidad fue el canónigo de la Catedral Metropolitana de Valencia don Joaquín Carrascosa Hernández (1959-1864), profesor de Botánica de la Universidad, director del Jardín Botánico de Valencia y benefactor de la Sociedad de Agricultura, al que siguieron don José Mª Ferrandis y Estruch (1864-1868), don Ricardo Stárico y Ruiz (1868-1872), don Vicente Lassala de Santiago y Palomares (1872-1876), don Vicente Oliag y Carra (1876-1881) y un extraordinario elenco de próceres hasta nuestros días.

La Real Sociedad de Agricultura fue fundada por personas emprendedoras, preocupadas por la situación desoladora por la que atravesaba la agricultura valenciana en el siglo XIX.

El artículo 1º de sus estatutos definía explícitamente los objetivos de la Sociedad: «El fomento de la Agricultura en todos sus ramos y la protección y defensa de los intereses de los propietarios y labradores». Sus creadores, impulsados por un entusiasta espíritu de modernización y criterios científicos, aportaron ideas para la noble tarea de potenciar el valor de la producción en la horticultura, arboricultura y floricultura.

El libro '150 Aniversario, 1859-2009" de la Real Sociedad Valenciana de Agricultura y Deportes del que es autor Vicent A. Úbeda Balaguer compila actas, documentos y datos imprescindibles para acercarse al conocimiento de la historia de la entidad.

El Casino o Sociedad, desde su creación, ha sido presidida por ilustres personalidades y han pertenecido a ella distinguidos miembros de la sociedad valenciana y contado entre sus socios con destacados intelectuales de todas las ramas del saber y de gran relevancia e influencia social, económica y política. Entre los que podemos citar a José Martínez Aloy, José Caruana y Lairreau, Carlos de Sousa Alvárez de Toledo, José Rodrigo Pertegás, José Arévalo y Baca, Juan Navarro Reverter, José Cristóbal Sorní Grau, Cirilo Amorós y Pastor, Tomás Trénor Palavicino, Federico García Sánchiz, Eduardo Pérez Pujol, Féliz Pizcueta Gallel, Santiago Ramón y Cajal, Vicente Peset Cervera, Luis Mayans Enríquez de Navarra, Teodoro Llorente Olivares, Teodoro Llorente Falcó, Antonio Rodríguez de Cepeda y Garrido, Ramón Campoamor y Campo Osorio, Joaquín Manglano Cucalo de Montull, entre otros muchos más del siglo XX y XXI.

Han sido presidentes de honor de la Sociedad el Excmo. Sr. Don Joaquín Carrascosa Hernández (1864); S. M. El Rey don Alfonso XII (1879); Excmo. Sr. Don Miguel Primo de Rivera (1922), S.M. El Rey don Juan Carlos I (1977).

La institución fundó la revista 'Agricultura Valenciana' dedicada a difundir el estudio, análisis e investigaciones de cuestiones agropecuarias y mercantiles. Los artículos del primer número vieron la luz el 8 de febrero de 1863 y fue editada en los talleres de José Doménech. La revista concitó la colaboración de redactores de prestigio que tenían grandes conocimientos y experiencias en los temas que abordaban.

La Real Sociedad, en sus tres siglos de historia, ha organizado exposiciones, veladas, tertulias, foros, conferencias sobre cuestiones agrícolas y culturales en los salones de la entidad. Ya asistió con una representación de productos de la tierra a la Exposición Universal de París en 1867, colaboró en la organización del I Congreso Agrícola de España en 1872, estuvo en la Exposición Universal de Viena en 1873, acudió a la Exposición Vinícola de Londres en 1874, etcétera.

En 1868 la junta directiva de la Sociedad Valenciana de Agricultura dio cuenta de haber tomado posesión del Jardín del Real con sus edificios anexos y se confirmó a la Sociedad la administración de dicha finca con el título de 'Jardín de aclimatación de experiencias'.

En 1871 se consolidó la Biblioteca con la adquisición de numerosos libros científicos y revistas de carácter divulgativo de temas agrarios, y en ese mismo año colaboró y participó en la Feria de Julio de la ciudad con una excelente exposición de plantas, flores, frutos y maquinaria agrícola. El famoso pabellón de Agricultura de la Feria de Julio se ha distinguido siempre por su prestigio.

Actualmente la insigne Sociedad, presidida por don Manuel Sánchez Luengo, con la colaboración de un excelente equipo de gobierno, organiza actividades formativas, recreativas y lúdicas que proporcionan vitalidad y dinamismo a la entidad, cumpliendo con el compromiso fundacional de difundir la cultura a la ciudadanía valenciana.

Rememorar esta efeméride debe inducir a la entidad a sentirse satisfecha de la labor apasionante ejercida dentro de la sociedad valenciana y agradecer al conjunto de egregios presidentes, directivos y socios la gestión desarrollada en su trayectoria institucional.

Parafraseando al orador y escritor Marco Tulio Cicerón, la historia de la Real Sociedad de Agricultura es «testigo de los tiempos» de la vida social valenciana.