Los municipios de la AP-7 perderán casi diez millones del IBI con el fin del peaje

Un tramo del peaje de la AP-7 en Castellón. / pau bellido
Un tramo del peaje de la AP-7 en Castellón. / pau bellido

El PP rechaza el pago por uso de las autovías que estudia Fomento y critica las contradicciones del Gobierno sobre el modelo de carreteras

I. DOMINGOVALENCIA.

Casi diez millones de euros. Es la cantidad que perderán los municipios de la Comunitat por los que pasa la autopista AP-7 a partir del próximo año, cuando entre en vigor la liberalización anunciada por el Ministerio de Fomento. En concreto, 9,54 millones, ya que esa es la cantidad que pagará la concesionaria a los ayuntamientos por el IBI (Impuesto de Bienes Inmuebles) en este 2019, según los datos facilitadas por la empresa Abertis.

La cuantía es distinta para cada municipio -más de medio centenar en la Comunitat-, ya que cada consistorio cobra en función del valor patrimonial y de los kilómetros en los que la vía se adentra en su término. Así, van desde los 180.000 euros reconocidos la semana pasada por el Ayuntamiento de Vila-real hasta los 351.000 euros de Oliva o los 100.000 de Moncofa.

Esas cantidades se incluyen en los cerca de 150 millones que dejarán de ingresar las arcas públicas cuando la AP-7 pase al catálogo de la red estatal de carreteras y funcione como una autovía más, según los cálculos realizados por la Cámara de Contratistas de la Comunitat. El importe corresponde a impuestos como IVA, IRPF o sociedades.

El PSPV insiste en que el cobro por circular «no tiene nada que ver» con la liberalización de la autopista

Mientras, ayer continuaron las reacciones a la propuesta del pago por circular en las autovías -que ahora son gratuitas- que se plantea Fomento como fórmula para garantizar la sostenibilidad de la red viaria española. Así, el portavoz adjunto del PP en Les Corts, Miguel Barrachina, aseguró que «no tendría ningún sentido liberalizar la AP-7 y, al mismo tiempo, establecer pagos por circular por autovías como la A-3, la V-30, o el by-pass», que serían las vías de alta capacidad que podrían verse afectadas, como detalló ayer LAS PROVINCIAS.

Barrachina se preguntó «qué piensa Puig sobre las contradicciones de Ábalos sobre la AP-7, el anuncio de hacer pagar en las autovías de la Comunitat, los graves perjuicios que ello tendría para los intereses de los valencianos y los ataques, sainete incluido, de sus socios de Gobierno». A su juicio, esas «dudas» provocan inseguridad en los ciudadanos y en los sectores turístico, transportista y económico.

Por su parte, la portavoz de Infraestructuras del PSPV en Les Corts, Sandra Martín, garantizó que la AP-7 «será gratuita para todos los usuarios a partir del 1 de enero de 2020». «El posible pago simbólico de las autovías es un tema que el Gobierno central está estudiando y que no tiene nada que ver», subrayó.