Masificación en Urgencias y listas de espera, principales quejas sanitarias

Pacientes en Urgencias de un hospital valenciano. /Irene Marsilla
Pacientes en Urgencias de un hospital valenciano. / Irene Marsilla

La demora en la cita previa para el médico supera los cinco días en uno de cada tres casos y el 40% de los pacientes aguarda una hora o más para entrar en la consulta

Daniel Guindo
DANIEL GUINDOValencia

La sanidad es, junto con el trabajo, el área que mayor interés despierta entre los valencianos y, según el última barómetro elaborado por el ministerio del ramo, no sale demasiado bien parada. Más del 26% de los residentes en la Comunitat considera que el sistema sanitario actual necesita «cambios fundamentales», mientras que las listas de espera para ser atendidos y la masificación de los servicios de Urgencias hospitalarias son los principales problemas detectados por los usuarios. El 89 y el 70%, respectivamente, de los encuestados -se podía marcar más de una respuesta- considera que estas dos cuestiones son las que, con más celeridad, deberían ser resueltas. Tras ello, llama la atención que se encuentre el copago de los fármacos (en el 43,3% de los casos), pese a que ha sido uno de los proyectos estrella de la conselleria y se ha retirado a colectivos desfavorecidos, como pensionistas y parados con rentas bajas, discapacitados y menores. El poco tiempo que los médicos de familia dedican a los pacientes en las consultas es una de las cuestiones que preocupa seriamente al 37,4% de los usuarios y, precisamente por este motivo, los facultativos protagonizaron protestas a las puertas de los centros de salud reclamando, al menos, diez minutos por usuario.

Las cifras

26,2%
de los valencianos considera que el sistema sanitario necesita «cambios fundamentales».
88,9%
cree que las listas de espera son el principal problema, y el 70,8% la masificación de las urgencias.
35,3%
de los usuarios iría a consultas especializadas privadas si pudiera elegir el tipo de atención.
7

es la nota que el 21,9% otorga al funcionamiento de la sanidad públiica en la Comunitat.

En el ámbito de la Atención Primaria, las demoras y esperas son las cuestiones en las que más hincapié hacen los pacientes. Uno de cada tres usuarios lamenta que, cuando solicita cita previa para su médico de familia, no pasa por consulta hasta cinco días o más después de pedirla; un tiempo que los especialistas creen que no debería sobrepasar las 48 horas puesto que, si el paciente empeora de su dolencia, acudirá a las Urgencias hospitalarias o de los Puntos de Atención Continuada, lo que contribuye a incrementar la presión asistencial en estos servicios. El 40% de los encuestados valencianos, además, asegura que, cuando llegó el momento, tuvo que esperar en la sala de espera más de una hora hasta que fue atendido por el facultativo correspondiente. Ante esta situación, no extraña que casi el 66% de los valencianos que tiene contratado un seguro privado destaque que ha optado por este servicio porque «atienden con más rapidez que en la pública».

Las esperas no suponen un problema exclusivo de los centros de salud. Según el barómetro ministerial, elaborado entre los meses de marzo y octubre de 2018, pero cuyos resultados se acaban de hacer públicos, el 34,2% de los pacientes pasó cuatro horas o más en los servicios de Urgencias hospitalarias cuando los necesitó (de ellos, el 16,8% entre seis y doce horas), espacios de tiempo excesivos para no requerir ingreso. La saturación de estas estancias, especialmente durante la epidemia de gripe, suele estar detrás de buena parte de estas demoras.

La mayoría prohibiría fumar en el coche y en los estadios

Uno de los aspectos que el informe del Ministerio de Sanidad trata con especial profundidad es el tabaquismo. Cuestionados sobre los lugares en los que debería estar prohibido fumar -los participantes en el estudio pueden marcar varias respuestas- más del 80% de los valencianos coincide en señalar que en el vehículo particular si viajan otras personas o, muy especialmente, si transportar a menores. Casi el 70% apunta también que no se debería permitir el consumo de cigarrillos en los estadios de fútbol y otros centros deportivos al aire libre. Otra pequeña parte extendería las restricciones hasta las terrazas hosteleras.

En el caso de las consultas del especialista el problema también se reproduce. Uno de cada cuatro pacientes valencianos se queja de que tiene que esperar cinco meses o más desde que su médico de familia lo deriva al facultativo especializado y pasa por la consulta de este doctor, por lo que alrededor del 33% reconoce que, si pudiera elegir, optaría directamente por acudir a clínicas privadas.

En general, casi la mitad de los valencianos opina que el problema de las listas de espera se ha mantenido igual en el último año mientras que uno de cada tres opina que han empeorado, siempre según el estudio del ministerio.

Más sobre Sanidad