Las lluvias torrenciales inundan el parking del Centro Comercial de Alfafar