Educación anuncia las ayudas para los sindicatos a puertas de las elecciones

Pegatinas sindicales colocadas durante una huelga en 2012 contra el recorte de docentes. / I. Marsilla
Pegatinas sindicales colocadas durante una huelga en 2012 contra el recorte de docentes. / I. Marsilla

Las subvenciones cubrirán actividades que tengan que ver con la enseñanza y estaban previstas desde 2017, tras un acuerdo con las organizaciones

Joaquín Batista
JOAQUÍN BATISTAValencia

Los sindicatos docentes ya conocen las bases que servirán para financiar las actividades educativas que desarrollen a través de subvenciones públicas. El borrador de la orden fue presentado el pasado día 20 en la mesa sectorial, que reúne a las organizaciones más representativas, y unos días después llegó al foro de negociación de la enseñanza concertada.

Tras las alegaciones oportunas se oficializará en el Diari Oficial, y sólo restará que se publique la convocatoria (donde previsiblemente figurará la cuantía total a repartir) y se acabe resolviendo con la asignación a cada sindicato. Con este paso el departamento recupera las subvenciones que desaparecieron en 2011, y la medida se llevará a la práctica coincidiendo con el año electoral pese a que fue un tema que se llegó a deslizar al inicio de la legislatura.

Entre 1995 y 2009 se convocaron de manera ininterrumpida, siempre en función de la representatividad de cada organización, y un ejercicio después se distribuyeron de manera diferente, no sin polémica, asignando una ayuda similar para todos los sindicatos. En 2011, con las arcas públicas valencianas al borde de la quiebra, desaparecieron, por lo que las organizaciones tuvieron que tirar de las cuotas de los afiliados casi de manera íntegra para mantener sus actividades.

El presupuesto asciende a 100.000 euros y podrán pedirlas organizaciones de la pública y de la concertada

Tras la victoria de la izquierda y su llegada al Consell, en la primera reunión entre los portavoces sindicales y la conselleria, en noviembre de 2015, se anunció que durante el enero siguiente se negociaría un acuerdo de derechos sindicales, con la idea de conseguir recursos recortados en años anteriores.

El plazo se incumplió, y no fue hasta mayo de 2017 cuando se rubricó el Pacto de Acción Sindical. Este permitió recuperar una parte de los permanentes eliminados desde 2010, pero de manera progresiva hasta 2019, y también preveía la convocatoria «de ayudas a las organizaciones para la realización de las funciones que tienen legalmente reconocidas». Un año después del acuerdo se han concretado las bases, a la espera de su publicación, y en las cuentas de la Generalitat de este ejercicio hay una línea presupuestaria de 100.000 euros para este fin. Los sindicatos, de los primeros colectivos en sufrir recortes, han tenido que esperar a la recta final del mandato para atisbar su reversión.

Csi·f acusa a Marzà de «falta de diálogo» por no recibirles

Csi·f exigió ayer mantener una entrevista con el conseller Vicent Marzà después de reiteradas peticiones y de que haya delegado en otros cargos. La organización le acusó de «falta de diálogo» y de «agravio comparativo» respecto a otros sindicatos. En un comunicado explicaron que el 13 de julio ya reclamaron un encuentro sobre las vacantes docentes a adjudicar, y el 17 de septiembre se volvió a solicitar para obtener explicaciones por el impago de los días 1 y 2 del mes a docentes en prácticas e interinos. La última, sin respuesta, llegó el 2 de octubre. Desde Educación dijeron que las relaciones con los sindicatos son competencia del secretario autonómico, de ahí que sea él quien se reúne con las organizaciones.

El borrador, al que ha tenido acceso LAS PROVINCIAS, establece que se repartirán en función de su representatividad. Previamente se determinará el importe máximo para la red pública y la concertada, en función del censo de docentes de cada una. En la primera dependerá del número de representantes en las juntas de personal de cada provincia, determinados por los resultados de las últimas elecciones. Es el mismo modelo que el utilizado hasta 2009. Según los datos publicados en su día por UGT PV, la organización más beneficiada desde 1999 fue el Stepv por su condición de sindicato mayoritario. Lo mismo sucederá en la concertada, donde el peso de cada organización se basa en su presencia en comités de empresa.

Las ayudas cubrirán los gastos generados por «actividades de carácter educativo» que se hayan plasmado en el proyecto que se deberá presentar junto a la solicitud de la subvención. También se incluirán tributos (siempre que se hayan pagado) y queda excluido el material inventariable. El plazo máximo para resolver la convocatoria será de seis meses una vez se abra, y a partir de entonces los beneficiarios deberán justificar los gastos realizados para percibir las cuantías.

Más

 

Fotos

Vídeos