Los pensionistas salen a la calle en Valencia contra «la muerte de las pensiones»

Coronas funerarias y buitres, en la manifestación por las pensiones en Valencia./J. Signes
Coronas funerarias y buitres, en la manifestación por las pensiones en Valencia. / J. Signes

Una manifestación reclama la defensa de unas pensiones públicas «dignas»

EFEValencia

Una manifestación convocada por la Coordinadora Valenciana en defensa del sistema público de pensiones ha recorrido este viernes las calles del centro de València para evidenciar su lucha contra «la muerte de las pensiones» y cuestionar a quienes quieren «enterrarlas».

La marcha, que ha partido de la Plaza del Ayuntamiento y concluirá en la Plaza de Manises, quiere ser el preludio de la manifestación que se ha convocado el 16 de octubre en Madrid en defensa de unas pensiones públicas «dignas» y en la que participarán pensionistas de toda España.

El portavoz de la Coordinadora Valenciana en defensa del sistema público de pensiones, José García Polo, ha explicado a EFE que con esta iniciativa quieren denunciar la situación en que se encuentran los pensionistas, quienes estaban esperando soluciones con la conformación del Gobierno de la nación y finalmente esta no ha sido posible.

«Volvemos a la casilla de salida, pues este año no va a ser posible la subida del IPC ni del 3 % para las pensiones más bajas», ha lamentado García, quien ha recordado que llevan ya un año y medio celebrando concentraciones periódicas en las que demandan unas pensiones públicas «dignas».

El portavoz de la Coordinadora ha reivindicado que la solución «no pasa por planes de pensiones privados ni por la mochila austríaca», y ha opinado que, aunque se vuelve de nuevo al Pacto de Toledo como el espacio donde buscar el acuerdo, «la práctica nos dice que cada uno lo interpreta a su manera, y hay muchos temas por solucionar».

Los pensionistas valencianos no ven «predisposición» por parte de los poderes públicos a aumentar las pensiones o derogar las reformas que se hicieron en 2011 y 2013, y reivindican que «gobierne quien gobierne, las pensiones se defienden; mucho más si no hay Gobierno».

Durante la manifestación, que tenía por lema «lucha para no llorar por la muerte de las pensiones», se ha parodiado un entierro, con un ataúd, plañideras y representantes de los fondos buitres, y según los organizadores ha reunido a un millar de personas.

Asimismo, se han reclamado soluciones al problema de las pensiones, como el fin de la brecha salarial en las pensiones o que se acabe con la precariedad laboral, que hace perder poder adquisitivo a los pensionistas actuales y futuros.