La conselleria activa la mitad de los refuerzos prometidos

D. GUINDO VALENCIA.

A finales del pasado mes de enero, y tras distintas protestas protagonizadas por el personal sanitario de Atención Primaria, la consellera de Sanidad, Ana Barceló, anunciaba que, en febrero, se iban a crear 307 nuevas plazas para médicos, pediatras y enfermeros en los centros de salud valencianos, y que su ocupación sería «inmediata». Sin embargo, y con el mes de abril ya comenzado, estos refuerzos están llegando con cuentagotas y sólo se han aprobado dos expedientes para incorporar a menos de la mitad de los sanitarios prometidos.

Así, en una comunicación suscrita por la directora general de Recursos Humanos, Carmen López Delgado, el pasado lunes, y a la que las fuerzas sindicales tuvieron el martes acceso, se informa de que se han aprobado los dos primeros expedientes para crear 141 plazas, la mitad de las prometidas. Las primeras 87 ya han empezado a cubrirse con profesionales en los centros de salud con más presión asistencial, mientras que quedan pendientes las 54 restantes del segundo expediente. Posteriormente, se irán creando el resto de plazas hasta llegar a las 307 comprometidas por la consellera en enero.

Frente a ello, los médicos y el resto de profesionales de la Atención Primaria, convocados por el Sindicato Médico CESMCV-SAE, se movilizarán de nuevo hoy para reivindicar «más medios materiales y humanos» que permitan mantener «la atención de calidad» en el primer nivel asistencial. Según Andrés Cánovas, secretario general del Sindicato Médico de la Comunitat (CESM-CV), «estas movilizaciones tendrán continuidad si no se atienden nuestras demandas».