El calor obliga a paralizar la replantación de más de tres mil árboles en Valencia

El Consistorio asegura que no es recomendable que determinadas especies arraiguen en condiciones de temperaturas extremas

Á. S.

La Junta de Gobierno Local aprobó ayer la paralización provisional de la campaña «Una València més verda» de replantación de alcorques hasta que bajen las temperaturas que impiden la colocación en los nuevos espacios de determinadas especies. El evento se aprobó con una previsión de ejecución de siete meses, plazo que viene determinado por las necesidades de cada especie en relación a la época de plantación. No obstante, iniciadas las obras la segunda quincena de febrero, la finalización correspondería la segunda quincena de septiembre, pero con la llegada del verano así como las altas temperaturas registradas no recomendables para la plantación, los técnicos municipales, tal como estaba previsto en los pliegos, han informado de que no es posible continuar las labores de plantación y garantizar la supervivencia de los ejemplares.

Este proyecto cuenta con un presupuesto de 1.662.091,84 euros, dividido en 5 lotes, de los cuales actualmente está ejecutado y certificado un importe total de 736.297,59 euros, lo que representa un 44% de la ejecución de la obra. A día de hoy se han ampliado 1.451 alcorques y creado tres nuevos, se han plantado 1.281 árboles, y se han excavado 3.991,4 de metros cúbicos de tierra. Por otro lado, se han anulado 153 alcorques a causa de la aparición de instalaciones que impiden una plantación correcta. Todo esto se realiza siguiendo los criterios de adaptación al suelo, resistencia a la sequía y a la exposición solar. Los técnicos dicen que las especies sí aguantarán el calor cuando estén plantadas.