El calor marca un nuevo récord

Un grupo de turistas se refresca en una fuente de Valencia. / damián torres
Un grupo de turistas se refresca en una fuente de Valencia. / damián torres

La Comunitat roza los 35º en una jornada sofocante que obligó incluso a cerrar parajes como la Murta por riesgo de incendioValencia registra su noche más cálida en mayo desde 1961 con 21,2 grados

J. MOLINS/DELEGACIONES VALENCIA.

Un día sofocante. De los que se sufren en pleno julio. Con la diferencia de que para eso aún faltan dos meses. La Comunitat se derritió ayer con las temperaturas más altas de 2019, inusuales para estar todavía en mayo y que dejaron además un récord que se resistía casi 60 años. Valencia registró en la madrugada del jueves al viernes una noche tropical, la más cálida de un mes de mayo desde 1961, al marcar el termómetro una mínima de 21,2 grados. Aunque aún fue superior en Pego, que registró 22,4 grados.

La capital alcanzó los 32,7 grados pero no lideró el mapa de calor de la Comunitat, ya que el mercurio llegó durante el día a su punto más alto en Sagunto, con 34,7 grados, la más alta del año en España, según los datos de Aemet. Fueron las consecuencias de este frente de poniente que ha dejado tres días de temperaturas excepcionalmente altas en toda la región, y que provocaron imágenes veraniegas pese a estar en plena primavera. Los turistas que ayer visitaban el centro de Valencia lo hacían provistos de botellas de agua, sombreros para el sol y ropa fresca, mientras que muchas personas, en especial mayores, se acercaban a refrescarse a las fuentes del casco histórico para tomarse un respiro en la visita, evitando las zonas de sol.

Las playas de las zonas más turísticas de la Comunitat presentaron una más que aceptable asistencia de gente, teniendo en cuenta que era día laborable, y el fuerte calor animó a muchos a darse el primer chapuzón del año, bastante antes de lo que suele ser habitual. Aunque, eso sí, según los datos oficiales, este año el agua del mar está ligeramente más fría de lo normal frente a la costa de Valencia y Castellón, con una temperatura superficial de 17 grados.

A partir de hoy cesa el viento de poniente y entra con fuerza la brisa del mar, refrescando la región Los 34,7 grados de ayer en Sagunto suponen la temperatura más alta de 2019 en toda España

Los termómetros también se dispararon ayer en la Marina Alta. En la localidad de Pego rondaron los 32 grados. Dénia, Ondara y Forna superaron los 31 y uno menos se alcanzó en Xàbia. Muchos vecinos de las ciudades costeras aprovecharon las cálidas temperaturas para pasear, disfrutar de la playa y algunos no dudaron en bañarse. Otros prefirieron apaciguar la sensación de bochorno tomando alguna bebida en las terrazas o refrescándose con un helado.

Además, las altas temperaturas que se registraron en puntos de la comarca de la Ribera como Alzira obligaron al Ayuntamiento a tomar medidas como el cierre al público del paraje natural de la Murta para evitar posibles incendios. Desde el Consistorio se había pedido en los últimos días que no se llevaran a cabo quemas agrícolas para evitar que éstas pudieran descontrolarse y generar incendios.

El calor también provocó más dificultades a la hora de extinguir el incendio industrial de la Pobla Llarga iniciado en la tarde del jueves. En la jornada de ayer quedaban dos focos con llama y el viento de poniente dificultó estas labores. Desde el Consorcio de Bomberos recordaron que había mucho material acumulado, unos 2.000 metros cúbicos de plástico compactado, por lo que su labor no estaba resultando nada fácil. En la zona también trabajaron dos retroexcavadoras para separar el material afectado del que no lo está.

A partir de hoy se acaba ese frente de poniente y se prevé un descenso térmico de entre seis y ocho grados en la Comunitat, que dejará temperaturas más agradables, que según Aemet irán normalizándose y estableciéndose en valores habituales para estas fechas de primavera. Por tanto, a partir de hoy y durante el fin de semana predominará el ambiente suave, con cielo poco nuboso o despejado en la región. El motivo es que cesa el viento de poniente y entra con fuerza la brisa de mar, refrescando gran parte del territorio, con un descenso de las temperaturas máximas que será notable especialmente en el litoral de Valencia.

En cambio, en el centro y oeste de la península llegará hoy una masa de aire cálido y seco de origen africano que provocará temperaturas excepcionalmente altas, hasta 15 grados por encima de lo normal en algunas zonas del país.

Más