El retorno tras la Semana Santa deja colas de casi 20 kilómetros en la A-3

Atasco en la entrada a Valencia desde la A-3, imagen de archivo./J. Monzó
Atasco en la entrada a Valencia desde la A-3, imagen de archivo. / J. Monzó

El tráfico se presentó denso y con dificultad entre Siete Aguas y Requena

LAS PROVINCIAS

La operación retorno tras la Semana Santa ocasionó este lunes serios problemas para la circulación en la A-3, entre Siete Aguas y Requena. Según fuentes del Centro de Gestión de Tráfico, las retenciones intermitentes en este tramo sumaron colas de casi 20 kilómetros. Además, el 'bypass' también sufrió un colapso durante la mañana a causa de un accidente de tráfico.

Los problemas en la circunvalación de la A-7 (el 'bypass') llegaron sobre las 12 horas. Una colisión por alcance entre dos vehículos a la altura de Moncada obligó a cortar un carril, lo que formó colas de unos 10 kilómetros en sentido hacia Barcelona, según Tráfico. Sobre esa hora, también había tres kilómetros de retención en la misma vía, junto al entronque con la A-3 y en el término municipal de Ribarroja.

Pero las complicaciones más graves llegaron a partir de esa hora, con el desplazamiento masivo de residentes de la Comunitat a través de la A-3 después de las vacaciones de Semana Santa. Sobre las seis de la tarde, ya había muchos tramos de retenciones entre Requena y Siete Aguas que se extendían entre los kilómetros 302 y 285.

Desde el pasado jueves, según estimaciones de la DGT, la Comunitat ha registrado 1,7 millones de desplazamientos. En este tiempo ha habido muchas salidas de vía con heridos a causa del asfalto mojado, sin embargo no ha habido que lamentar víctimas mortales.

Otras retenciones

Así, en torno a las 13.45 horas los conductores que se dirigían a Madrid por la A-5 encontraban circulación muy lenta en cuatro kilómetros en Los Cerralbos (Toledo), así como en Santa Olalla (once km) y en Pepino (dos), también en la provincia castellanomanchega, mientras que los que lo hacían por la A-4 soportaban once kilómetros de retención en Getafe.

La A-3 también presentaba complicaciones en Rivas-Vaciamadrid en siete kilómetros; la A-1 en San Agustín de Guadalix en tres km y la A-6 en Pozuelo de Alarcón en cinco, siempre en dirección a la capital.

Otra de las vías que habitualmente registra retenciones, como también hoy, era la A-30 en Albacete.

En Andalucía, las carreteras más afectadas eran la A-7 en Marbella y San Pedro de Alcántara (Málaga) y la A-4 en la variante de Bellavista, en Sevilla.

Por su parte, en Cataluña eran varias las vías congestionadas a esa hora en la provincia de Barcelona, como la AP-7 en Castellet i la Gornal, en nivel rojo; la C-32 en Sant Boi de Llobregat; y la B-10 y la A-2 en la Ciudad Condal, en tanto que en Gorona era la C-65 en Llagostera la más problemática.

También tenían que armarse de paciencia los conductores a esa hora en la A-2 en Zaragoza; en la A-8 en Laredo (Cantabria), y en la Ap-7 en valencia.

Desde el Viernes de Dolores, cuando comenzó la operación especial de tráfico, y hasta las doce de la noche de ayer han perdido la vida en las carreteras interurbanas 24 personas.