La asociación de misioneras de Bonrepós evitará la vía judicial con una auditoría

D. G.

valencia. Representantes del Arzobispado de Valencia y de la Asociación Misioneras de la Divina Providencia mantuvieron ayer una reunión «para abrir una nueva vía de diálogo y alcanzar, como había pedido el cardenal arzobispo, Antonio Cañizares, un acuerdo extrajudicial», según informaron ayer fuentes de la institución. En concreto, ambas partes han acordado la realización de una auditoría de cuentas con el fin de esclarecer los supuestos «movimientos anómalos de las cuentas» de la asociación de los que había advertido el arzobispado y que a punto estuvieron de desembocar en una denuncia judicial. En concreto, el Vicario General, Vicente Fontestad, y la representante legal de la asociación, María del Pilar Rosselló coincidieron ayer en la necesidad de «incrementar la coordinación de las partes y caminar conjuntamente».

En cuanto a la guardería de Bonrepós, que gestiona la asociación seguirá en el régimen actual, por lo que seguirá su funcionamiento con total normalidad.

Fotos

Vídeos